John M. Coetzee cambia la Historia: es el primer autor de lengua inglesa en dejar su legado en el Instituto Cervantes

El Nobel sudáfricano depositó este viernes su “Caja de Letras” en la institución de Madrid. Es inédito que eso lo haga un escritor cuya lengua materna no es el español.

Guardar

Nuevo

El escritor sudafricano dejó su legado literario en una de las cajas del Instituto Cervantes. (EFE)
El escritor sudafricano dejó su legado literario en una de las cajas del Instituto Cervantes. (EFE)

Se trata de un hecho inédito: por primera vez la Caja de las Letras del Instituto Cervantes de Madrid ha recibido este viernes un legado de un autor vivo cuya lengua materna no es el español. Se trata de la caja del premio Nobel de Literatura John Maxwell Coetzee, quien “de manera indirecta” ha asociado su nombre con el de Miguel de Cervantes, el escritor que “más venera”.

Así lo ha manifestado este viernes el escritor sudafricano (Ciudad del Cabo, 1940) durante un acto celebrado en el Instituto Cervantes de Madrid, el lugar donde se ha guardado en la caja 915 de la caja de las letras el discurso que ofreció el pasado martes en el Museo del Prado, pinacoteca que ha invitado al Nobel a estar un mes en Madrid.

“Cuando el Prado me invitó no me imaginé que terminaría la visita en la cámara acorazada de un banco rodeado de los recuerdos de grandes escritores de la tradición española (...) Está claro para mí que mi presencia aquí es un accidente porque no pertenezco en un sentido espiritual a la tradición española y no escribo en castellano”, ha dicho.

Pero, según ha añadido, está “encantado” con este ofrecimiento del Instituto Cervantes ya que en esta caja ha guardado -hasta el día en que fallezca- este texto con el que se le “permite” asociar su nombre con el de Miguel Cervantes, el “padre y madre de todos los novelistas”, el escritor que “más venera”.

El escritor y premio Nobel J.M. Coetzee posa junto a su caja de seguridad, en el marco del depósito de su legado en la Caja de las Letras del Instituto Cervantes, este viernes, en Madrid. EFE
El escritor y premio Nobel J.M. Coetzee posa junto a su caja de seguridad, en el marco del depósito de su legado en la Caja de las Letras del Instituto Cervantes, este viernes, en Madrid. EFE

Durante el acto, al que han acudido el presidente del Patronato del Museo del Prado, Javier Solana, el director del Instituto Cervantes, Luis García Montero, ha dicho que es un “honor” recibir este depósito que deja también “una novedad” con tres características, ya que esta caja despierta “una pregunta, una novedad y una responsabilidad”.

“Supone una novedad -ha explicado- porque es la primera vez que la caja de las letras guardará la memoria de un escritor cuya lengua materna no es una de las lenguas de España porque Coetzee escribe en inglés (...) y esto me invita a preguntarme qué es nuestra cultura porque Coetzee, hace años, tomó la decisión de que sus libros se publiquen antes en español que en inglés”.

Según García Montero, Coetzee ha sido “siempre crítico con la idea del sur global, una idea concebida desde el hemisferio norte que es el que decide lo que acaba leyéndose en el mundo”. “La inquietud de Coetzee -ha añadido- le ha llevado a ir más allá del repetido adagio que afirma que una lengua es una visión del mundo (...) sentirse fuera de lugar en su idioma, por el que declaró no sentir ningún afecto, le llevó primero a utilizar un inglés desenraizado”.

En este sentido, el director del Cervantes ha afirmado que su “trabajo diario” es “evitar cualquier tipo de dominio, cualquier tipo de imperialismo”, “cualquier tipo de soberbia que tenga que ver en la relación con nuestras palabras”, porque nuestras palabras “necesitan abrirse a la cultura”.

Por eso, ha señalado García Montero, existe la “intracultura” donde Kafka o Dostoievski son escritores “tan españoles” como María Zambrano o como Pérez Galdós; y por eso también el propio Coetzee ha dicho en algunas ocasiones que “los anglófonos convencidos de que en el paraíso también se habla inglés, se llevarán una sorpresa”.

El autor sudafricano, una de las principales voces de la literatura universal, publica desde 2018 primero en español antes que en inglés —su lengua materna—, en una decisión personal que justifica como “un gesto” que parte de un “distanciamiento” de un idioma en cuya visión del mundo “no cree”.

Multigalardonado además con dos premios Booker, CNA de las Letras Sudafricanas, Jerusalem o Reino de Redonda, es autor de obras como En medio de ninguna parte (2003), Esperando a los bárbaros (1980) o Siete cuentos morales (2018), con la que inauguró su obra literaria en español.

Fuente: EFE

Seguir leyendo:

Guardar

Nuevo

Últimas Noticias