Jennifer Lopez y Alex Rodriguez. (AFP/Archivos – Hector RETAMAL)
Jennifer Lopez y Alex Rodriguez. (AFP/Archivos – Hector RETAMAL)

Jennifer Lopez y el ex beisbolista Alex Rodríguez anunciaron el pasado 9 de marzo que se iban a casar para sellar su historia de amor.

"She said yes (ella dijo sí)", escribió Rodríguez junto a la foto que subió a su cuenta de Instagram mostrando la enorme alianza que le había entregado a su novia durante unas románticas vacaciones a Bahamas, donde se hizo la propuesta.

Y a poco más de un mes de ese romántico posteo estalló el escándalo en torno a la pareja ya que una actriz porno aseguró que Rodríguez le envió "mensajes de alto contenido sexual y fotos explícitas" un mes antes de pedirle matrimonio a la cantante.

La autora de la amenza es la actriz porno, antigua culturista y ex conejita de Playboy Zoe Gregory, quien también amenazó con mostrar los mensajes que el ex deportista le envió entre diciembre y finales de enero.

Zoe Gregory. (Foto: Instagram)
Zoe Gregory. (Foto: Instagram)

"Si Jennifer Lopez quiere esas pruebas, que se ponga en contacto conmigo", le dijo Gregory al diario británico Daily Mail.

Además, la rubia aseguró que el prometido de la cantante le pedía "verse en persona y hacer tríos sexuales con alguna amiga divertida".

Finalmente, la voluptuosa mujer sostuvo: "J.Lo es increíble y no se merece esto… no me parece justo que él haya hecho todo eso hasta poco antes de pedirle en matrimonio".

Con esta foto la cantante anunció su compromiso en Instagram.
Con esta foto la cantante anunció su compromiso en Instagram.

Esta no es la primera vez que rumores de infidelidad rondan en torno a la pareja que empezó su relación hace poco más de dos años: hace menos de un mes, el ex beisbolista José Canseco acusó a Rodríguez de engañar a J.Lo con su ex mujer, Jessica Canseco.

La bomba latina salió en defensa de su novio y manifestó por entonces: "Sé cuál es la verdad. Sé quién es él y él sabe quién soy yo. Estamos felices", en una entrevista para el programa de radio The Breakfast Club, de Nueva York.

Por redacción Gente.

SEGUÍ LEYENDO: