Para el BCRA, las elecciones primarias interrumpieron “el proceso de baja de la inflación”

La entidad monetaria atribuyó la aceleración de precios minoristas al salto del dólar y a la incertidumbre financiera posterior al 11 de agosto

Guido Sandleris (centro), presidente del BCRA.
Guido Sandleris (centro), presidente del BCRA.

El Banco Central analizó la evolución de los precios minoristas en septiembre, que, tal como informó este miércoles el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC), treparon un 5,9% en la medición nacional, su mayor subida en los últimos doce meses.

Los técnicos de la entidad monetaria indicaron que la escalada inflacionaria se desató en agosto como consecuencia de la devaluación del peso tras la derrota del oficialismo en las elecciones primarias del 11 de agosto, donde el candidato Alberto Fernández, del Frente de Todos, se impuso por un amplio margen.

“Tras conocerse los resultados de las PASO hubo una fuerte corrección a la baja de los precios de los activos argentinos y una suba del tipo de cambio que interrumpió transitoriamente el proceso de baja de la inflación que veníamos transitando desde abril pasado. La inflación, que había bajado desde 4,7% en abril hasta 2,2% en julio, volvió a elevarse en agosto a 4,4%”, argumentaron desde el Central.

Vale señalar que, entre otros objetivos, la entidad aplica sus políticas monetaria y cambiaria con el objetivo de mantener bajo control la escalada de los precios y defender el valor de la moneda doméstica.

<b>La suba del tipo de cambio en agosto interrumpió transitoriamente el proceso de baja de la inflación iniciado en abril</b>

“En septiembre, el IPC Nacional subió 5,9%, 1,9 punto porcentual por encima del mes previo, aún impulsada por la significativa depreciación del peso. En términos interanuales la inflación alcanzó a 53,5%”, describieron desde el BCRA.

“Los precios de los Bienes subieron 7,1%, por encima de los de los Servicios, que se elevaron 3,6%, lo que era esperable por su condición de productos potencialmente transables que los hace más sensibles a los movimientos del tipo de cambio”, especificaron.

Una suba inflacionaria de similar nivel a la del mes pasado se registró en septiembre de 2018, con un 6,5%, y en octubre del año pasado con un 5,4 por ciento.

El Índice de Precios al Consumidor (IPC) acumula en los primeros nueve meses del año un alza del 37,7%, mientras que en los últimos doce meses arrastra un avance del 53,5 por ciento.

En el Banco Central subrayaron que “para acotar la suba de los precios y mitigar su efecto en los hogares, particularmente los de menores ingresos, el Gobierno Nacional lanzó una serie de medidas”.

<b>Los precios de los bienes, más influidos por el dólar porque se pueden exportar, subieron más que los de servicios</b>

Entre ellas, se dispuso la eliminación del IVA para productos de la canasta alimentaria para consumidores finales, lo que amortiguó la suba de los precios de los alimentos. A ello se sumó la decisión del Gobierno de no aplicar nuevos aumentos a las tarifas de servicios públicos hasta fin de año.

“Con el objeto preservar la estabilidad monetaria y financiera, el BCRA continuó manteniendo una política monetaria contractiva e implementó un conjunto de medidas destinadas a regular el acceso al mercado cambiario y a reducir la demanda de dólares”, añadieron.

Asimismo, expresaron que “las medidas implementadas permitieron estabilizar el tipo de cambio, y que la inflación retome su sendero decreciente a partir de octubre. En octubre, los indicadores de alta frecuencia muestran que la inflación será significativamente menor que la de septiembre, reflejando que la inflación retomó el proceso de desinflación”.


SEGUÍ LEYENDO:

La inflación se aceleró en septiembre y alcanzó 5,9% por arrastre de la devaluación

Devaluación y quita del IVA: cómo quedaron los precios de los alimentos de la canasta básica comparados con otros países

Las consultoras privadas que releva el Banco Central estimaron una inflación de 54,9% para el 2019

MAS NOTICIAS
COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS