Esteban Andrada fue figura ante San Lorenzo (@BocaJrsOficial)
Esteban Andrada fue figura ante San Lorenzo (@BocaJrsOficial)

Boca Juniors tiene un plantel cargado de estrellas, pero desde el comienzo de semestre ha sido Esteban Andrada quien más se ha destacado. El arquero ha dado enormes muestras de solidez y ha cosechado una serie de récords que le permiten al Xeneize, entre otros méritos, ser el único líder de la Superliga.

En la victoria por 2-0 ante San Lorenzo de este sábado, el ex Lanús sumó un nuevo partido sin recibir goles (aún no le marcaron en este torneo) y lleva 1048 minutos sin que le conviertan. De esta manera, sigue estirando la marca que le permite ser el arquero con la valla invicta más extensa de la historia de Boca.

Sin embargo, Andrada dejó una preocupación en el final del encuentro de cara a lo que se viene en la Superliga y, sobre todo, en la previa del inicio de la serie de semifinales ante River por la Copa Libertadores. El jugador terminó con una molestia en el aductor izquierdo y se le realizarán estudios para determinar el grado de la lesión.

"Espero que no sea nada, se me puso duro un poco en la zona de arriba, pero por suerte me dejó terminar. Ahora me revisarán los médicos", dijo Andrada al terminar el partido en el Nuevo Gasómetro y destacó estar "contento otra vez por el arco en cero".

Sobre esta marca de valla invicta que cada vez se estira más, "Sabandija" opinó: "Son estadísticas. Cuando uno sale a la cancha, no piensa en eso, sino en que le vaya bien al equipo. Eso va de la mano. Uno trata de hacer bien las cosas. Mis compañeros son unas bestias y dejan la vida. Uno los ve desde atrás y trata de no fallarles".

Y, finalmente, consultado sobre su lesión y la cercanía de los cruces ante River (serán el 1° y el 22 de octubre), adelantó: "Trataré de recuperarame lo antes posible. Para un jugador, (un Superclásico) es lo máximo que le puede pasar".

SEGUÍ LEYENDO: