Tigre y Patronato disputaron un partido determinante para su futuro. Fue de esas finales en las que no se permiten los errores y la gloria es tan efímera que sólo se ampara en una permanencia olvidable de cara a la próxima temporada.

No hubo ningún título en juego. Tampoco el orgullo que entregan los clásicos. El duelo en Victoria se relacionó a la posible humillación que puede significar el descenso.

El gol de Germán Berterame le permitió al conjunto de Mario Sciacqua ponerse en ventaja, y la hipótesis sobre la rendición del Matador se instaló de inmediato en el José Dellagiovanna. La combinación con Gabriel Carabajal fue fundamental para que el cordobés de Villa María le arranque una sonrisa al Patrón.

Sin embargo, la reacción del elenco liderado por Néstor Gorosito reaccionó a través de Federico González. El delantero con pasado en el Puebla de México capitalizó la notable asistencia de Lucas Janson y definió con un toque sutil para sellar el 1 a 1. El grito local representó una inyección anímica clave en el dueño de casa.

La amenaza constante que se percibía del cielo obligó a Andrés Merlos a organizar una reunión con los capitanes, antes de que comience el complemento. Los rayos que se observaban en el horizonte del norte del conurbano bonaerense y la cantidad de agua que caía sobre el campo de juego no fueron suficientes para cancelar el compromiso: ambos querían continuar el pleito en busca de los tres puntos.

Lo llamativo es que la igualdad se quebró por un grosero error de Sebastían Bértoli. En un tiro libre que no despertaba grandes preocupaciones en el arquero, Walter Montillo buscó el primer palo con un intento preciso, pero débil. Una caricia a los guantes del concejal, pero el experimentado referente del Patrón se confió y tuvo que ir a buscar la pelota al fondo de la red. Un blooper que tuvo un precio muy elevado.

Si bien el resultado los deja a ambos en la zona del descenso, Tigre celebró más de la cuenta porque mantiene la ilusión de continuar la próxima temporada en la Superliga. El Matador le recortó distancia a San Martín de San Juan al quedar a 5 unidades, mientras que Patronato desperdició la oportunidad de despegarse y continúa un punto por debajo de la entidad cuyana. Belgrano y San Martín de Tucumán son los otros participantes que perderían la categoría. Sin dudas, la zona roja está más ardiente que nunca.

Estadio: José Dellagiovanna (Tigre)
Árbitro: Andrés Merlos

Relato en vivo

Fixture:

Tabla de posiciones: