Quedaban pocos minutos para el final de la primera etapa cuando Pablo Perez cometió un error infantil que le valió una tarjeta roja y la imposibilidad de presentarse la próxima fecha contra Racing en un clásico clave en la definición de la Superliga.

El mediocampista de 33 años saltó a pelear una pelota aérea con Marcos Gelabert sobre el final del tiempo inicial del duelo entre Independiente y San Martín de San Juan.

Al caer al piso, el ex Boca giró y le tiró una patada con las dos piernas al futbolista que surgió de Estudiantes de La Plata y desarrolló la mayor parte de su carrera en el fútbol suizo.

Luego del tumulto que se armó con empujones de un lado y el otro, el árbitro Fernando Echenique decidió mostrarle la roja directa.

El "Rojo" recibirá el próximo sábado a las 21.30 a la "Academia" por la 20ª fecha del torneo. En caso de vencer el lunes a Godoy Cruz, Racing llegará al Libertadores de América como uno de los líderes del torneo junto con Defensa y Justicia.

Seguí leyendo: