A la hora de realizar promesas con tal de salir campeón, el hincha argentino es uno de los más osados del mundo. Y un claro ejemplo es el de Marco, un fanático de River que se tatuó un escritorio en el brazo izquierdo.

"Todos sabemos que en los últimos años los hinchas de Boca nos quisieron correr con que en 2015 les ganamos la serie de Copa en el escritorio. Y bueno, se me ocurrió esto en un momento en que estaba muy nervioso. Me dije 'ya está, tanto que nos hablan del escritorio, si ganamos esta copa me voy a tatuar uno'", contó el simpatizante millonario de 21 años que se describe a sí mismo como "bastante impulsivo".

Marco dejó grabada su promesa en su cuenta de Twitter el 2 de octubre, día en que el equipo de Marcelo Gallardo clasificó a las semifinales tras vencer a Independiente. "Si ganamos la Copa Libertadores de América 2018, me tatúo UN ESCRITORIO. Ya fue. No me importa absolutamente nada", fue su mensaje.

Marco luce la camiseta del “Pity” Martínez y muestra el escritorio que se tatuó
Marco luce la camiseta del “Pity” Martínez y muestra el escritorio que se tatuó

"No me tiembla mucho el pulso para hacer estas cosas. Cada vez que lo vea voy a recordar el año que salimos campeones de América eliminando a Racing, Independiente, el campeón defensor Gremio y nada menos que a Boca en la final", agregó el riverplatense que es socio desde los 11 años y suele concurrir a la tribuna Sívori alta junto a su papá, de quien heredó el amor por el club.

Creer o reventar: con tal de ganar la Libertadores, los hinchas son capaces de cualquier cosa.

SEGUÍ LEYENDO