Son momentos de tensión en el seno del régimen chavista. Luego de que el pasado martes un grupo de militares se sublevara y reconociera a Juan Guaidó como presidente interino, Nicolás Maduro se mostró en todo momento rodeado de uniformados de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB). Este jueves, durante un acto en el Fuerte Tiuna, en Caracas, el dictador amenazó con "cortarle la cabeza" al funcionario que haga falta para que "respete al pueblo".

"Hay mucha sordera de funcionarios públicos que no quieren escuchar al pueblo. Se hacen los locos y los sordos. Hay muchos compañeros buenos, tengo que reconocerlo, pero también tenemos un funcionario por allá que se hace el loco y entonces te pide este papel y el otro y no te soluciona nada. Vamos a cortarle la cabeza a quien haya que cortársela para que aprendan a respetar a nuestro pueblo", lanzó el mandatario chavista, durante una jornada con los jóvenes de la "Gran Misión Chamba Juvenil".

"Cuando me tratan de dar un golpe de Estado yo los enfrento, no me importa. Pero lo que me importa de verdad es la felicidad del pueblo", agregó, ante sus seguidores.

Nicolás Maduro (REUTERS/Fausto Torrealba)
Nicolás Maduro (REUTERS/Fausto Torrealba)

Además de volver a denunciar un intento de golpe en su contra, aseguró que también de "enfrentar las sanciones del imperio gringo". 

Por su parte, sostuvo que hay muchas cosas que está haciendo mal, "y hay que rectificarlas": "Muchas cosas que hay que modificar, yo lo sé, yo necesito el apoyo de la juventud, el apoyo de la clase obrera".

En un momento de su pronunciamiento, Maduro se burló de los manifestantes opositores que desde hace meses exigen la caída de la dictadura. "Por enero, en una marcha de la derecha gritaban 'no quiero bonos, no quiero claps, yo lo que quiero es que se vaya Nicolás'", lanzó, soltando una fuerte carcajada.

"Yo respondí a la consigna: el que no quiera bono, ni quiera claps, que se escriba en una lista de Nicolás para sacarlos, pues. ¿No lo quiere? Venga para acá, se lo doy a otra familia", añadió. "Ahora es cuando voy a reforzar el bono y el clap para el pueblo de Nicolás".

Luego, acusó a sus opositores de "vende patrias": "Esa derecha golpista dice unas cosas…".

Maduro se mostró este jueves con la cúpula militar (@PrensaFANB)
Maduro se mostró este jueves con la cúpula militar (@PrensaFANB)

Fue la segunda aparición pública que realizó el dictador este jueves, luego de que por la mañana encabezara un acto militar junto al ministro de Defensa, Vladimir Padrino López, quien confirmó la negociación de altos mandos chavistas para sacar a Maduro del poder.

"Ha llegado la hora de combatir y de dar un ejemplo al mundo. En Venezuela hay una Fuerza Armada Nacional Bolivariana consecuente, leal, cohesionada, unida como nunca antes, derrotando intentonas golpistas de traidores", indicó ante oficiales de la Guardia Nacional Bolivariana.

Estamos juntos otra vez, en marcha otra vez contra el imperialismo, los traidores y golpistas”, siguió.

Luego de que Juan Guaidó iniciara la fase final de la “Operación Libertad” el pasado martes, Maduro busca, más que nunca, conservar el respaldo de la Fuerza Armada, el único motivo que lo mantiene por el momento en el poder.

El presidente interino logró conseguir el apoyo de un grupo de militares, lo que produjo un cimbronazo en el seno del régimen chavista. Aunque por el momento no le alcanza para derrocar al dictador. El propio Guaidó reconoció que “todavía falta” más apoyo.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: