Cuáles son los efectos del estrés y la emoción en la voz, según la ciencia

El tracto vocal es una zona por la que pasan multitud de nervios. De qué manera nuestra voz puede demostrar cómo estamos emocionalmente

Cómo la emoción se cuela por la voz: los expertos tienen la respuesta
Cómo la emoción se cuela por la voz: los expertos tienen la respuesta

Todo el mundo lidia con momentos estresantes en su vida. Desde experimentar agotamiento laboral hasta lidiar con conflictos en nuestras relaciones, no podemos evitarlo.

Este estrés puede manifestarse de varias maneras. Los síntomas clásicos incluyen dolores de cabeza, sueño interrumpido, cansancio persistente y dolores en el pecho, pero otros signos incluyen manchas y otros problemas de la piel, extremidades nerviosas y ojeras.

Ahora, una nueva investigación encontró que estar estresado también puede cambiar tu voz. El estudio, publicado en la revista Psychological Science, pidió a 111 personas de entre 19 y 59 años que completaran diarios de voz durante un período de siete días.

Los investigadores analizaron grabaciones de personas hablando todas las noches después del trabajo en el transcurso de una semana. Se pidió a los participantes que informaran sobre los factores estresantes que experimentaron ese día y sus niveles de estrés percibidos. Así, identificaron distintos cambios en los días en que las personas reportaron más factores de estrés, encontraron los investigadores.

“Teniendo en cuenta que el estrés es una causa universal de problemas de salud, esto podría ayudar a monitorear el impacto diario de los factores estresantes y facilitar la detección temprana del estrés" (Getty Images)
“Teniendo en cuenta que el estrés es una causa universal de problemas de salud, esto podría ayudar a monitorear el impacto diario de los factores estresantes y facilitar la detección temprana del estrés" (Getty Images)

Los participantes hablaron más rápido y con más intensidad cuando tuvieron distensiones ese día, independientemente de cuán estresados dijeron que se sentían. En otras palabras, no siempre sabemos cuán estresados estamos en realidad, pero nuestra voz podría delatarnos. ¿Y el motivo de esos cambios?

“El estrés activa el sistema nervioso simpático, lo que conduce a la producción de hormonas como el cortisol y la adrenalina”, sostuvo el doctor Markus Langer, autor del estudio de la Universidad de Saarland en el suroeste de Alemania. Esto tiene un impacto en varias funciones corporales, incluida nuestra voz.

Los investigadores son optimistas de que sus hallazgos podrían usarse para ayudar a las personas a realizar un seguimiento de sus niveles de estrés diarios y manejar mejor su bienestar. Las grabaciones de voz serían una medida objetiva que no dependería de que alguien se diera cuenta de cuánto estrés estaba bajo, dijeron.

Las tecnologías portátiles o los micrófonos en nuestros teléfonos inteligentes y parlantes inteligentes podrían usarse para recopilar datos de voz durante períodos de tiempo más largos para ayudarnos a comprender nuestros niveles de estrés individuales y colectivos.

“Teniendo en cuenta que el estrés es una causa universal de problemas de salud, esto podría ayudar a monitorear el impacto diario de los factores estresantes y facilitar la detección temprana del estrés, lo que podría contribuir a un mejor bienestar”, advirtieron los autores del estudio.

¿Qué podemos hacer para abordar el estrés en el momento?

Hablar con amigos, familiares o incluso colegas sobre el estrés puede ser útil, ya que pueden ofrecer apoyo o, si el volumen de trabajo es un problema, formas de aliviar la carga de trabajo
Hablar con amigos, familiares o incluso colegas sobre el estrés puede ser útil, ya que pueden ofrecer apoyo o, si el volumen de trabajo es un problema, formas de aliviar la carga de trabajo

Nicola Perry, consejera de North Somerset, sostuvo en diálogo con HuffPost que estima que el 90% de sus clientes están estresados de alguna manera. “Vivimos en una sociedad bastante ansiosa y tenemos una atención fragmentada entre el trabajo, las redes sociales y las demandas de nuestro teléfono. No tenemos el mismo enfoque para poder lidiar con los problemas que tal vez tendríamos en el pasado”, indicó.

La atención plena puede ayudar a reducir el estrés y mejorar el estado de ánimo, y los ejercicios de respiración relajantes pueden ayudar si te sientes particularmente ansioso. Neil Shah, director de desestresamiento de la organización sin fines de lucro The Stress Management Society, aconseja sentarse o pararse en una posición relajada; inhalar lentamente por la nariz, contar hasta cinco; y exhalar por la boca.

El ejercicio también puede ayudar a mejorar nuestro estado de ánimo si nos sentimos deprimidos por el estrés, además de ayudarnos a pensar con mayor claridad. También hay evidencia que sugiere que ofrecerse como voluntario o ayudar a otros puede aumentar la resiliencia de una persona al estrés.

Hablar con amigos, familiares o incluso colegas sobre el estrés puede ser útil, ya que pueden ofrecer apoyo o, si el volumen de trabajo es un problema, formas de aliviar la carga de trabajo. Pero si sentimos que el estrés podría estar controlando nuestra vida, los especialistas aconsejar hablar con un terapeuta.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR