Una mujer se metió junto a su hijo en un estanque con 35 cocodrilos para recuperar una billetera

Las imágenes ocurrieron en un zoológico de Minnesota, Estados Unidos. La madre fue denunciada por poner en riesgo la vida del niño

Una mujer se metió en un tanque con 35 cocodrilos para recuperar su billetera


En Minnesota, Estados Unidos, el video de una madre junto a su hijo se volvió viral por un suceso repudiable. El mismo quedó registrado en el celular de uno de los tantos testigos que vio cómo la mujer se metía en un estanque con 35 cocodrilos para rescatar la billetera que se le había caído anteriormente.

Previo a ello su hijo descendió hacia el depósito artificial de agua en el Safari North Wildlife Park, ubicado en Brainerd, ciudad estadounidense ubicada a orillas del río Misisipi, para cumplir con la misión que había indicado su mamá: recuperar el objeto que habían perdido mientras paseaban por el lugar.

Pese a la advertencia de los presentes, la mujer decidió arriesgar su vida y la de su hijo y perpetrar un plan arriesgado para distraer a los caimanes y así obtener lo requerido.

La secuencia de imágenes en las cuales la mujer intentaba distraer a los caimanes
La secuencia de imágenes en las cuales la mujer intentaba distraer a los caimanes

En el comienzo del video se permite observar a la madre, con una rama de un árbol, intentado alejar a uno de los reptiles. Su hijo recorrió la periferia del estanque y se ubicó en uno de los costados, atrayendo a los cocodrilos para permitir que su mamá tomara la billetera. La mujer lanzó algunas piedras al agua para distraer a los caimanes y caminó por un muelle pequeño. Luego se agachó y tomó el objeto.

Ashlynn Curtis fue la mujer que grabó las imágenes y las compartió en su cuenta de Facebook. Junto a los videos redactó: “Fui al zoológico hoy y una mujer dejó caer su billetera en el recinto de cocodrilo. Así que fue dentro del recinto para obtenerlo. Lo mismo hizo su hijo. Ella le gritaba que era su culpa. Honestamente, esto fue lo más loco que he visto”.

“¡No hagas eso! Puedes ser mordido por un caimán“, se escucha decir a un niño que miraba la escena en el balcón de observación de los reptiles. Mientras los mamíferos abrían sus fauces, en el intento de distracción de la madre, su hijo, quien vestía bermudas y musculosa, le gritó: “¡No puedo salir! ¡No sé cómo!”.

Desde el zoológico manifestaron que iniciarán acciones legales contra la mujer –la cual ya fue identificada– por poner en riesgo la vida de su hijo. Desde el parque le comunicaron al medio TMZ que los empleados no sabían sobre el incidente hasta que el video comenzó a volverse viral. Allí indicaron que tomarán medidas contra lo acontecido.

En el lugar se observan diversos carteles, ubicados estratégicamente para cuidar la vida de los visitantes. También para preservar la de los animales y así evitar que estos sean puestos en riesgo.

El instante en el que la madre recuperó la billetera
El instante en el que la madre recuperó la billetera

Los caimanes americanos se distinguen por su gran tamaño: habitualmente miden entre tres y cuatro metros, aunque algunas especies superaron los 7,5 metros de largo. Posee un hocico notablemente alargado y con dientes, con un peso que supera los 500 kilos.

El sitio oficial del Safari North Wildlife Park explica que “los adultos son responsables de la seguridad de sus hijos. Los niños deben ser supervisados en todo momento. Para su seguridad y el bienestar de los animales, obedezca todas las señales y pautas publicadas. El personal del parque removerá a cualquiera que viole las pautas del parque. Nos reservamos el derecho de inspeccionar todo lo que ingrese al parque”.

SEGUÍ LEYENDO: