Militantes de Hamas
Militantes de Hamas

Las relaciones de Egipto con Hamas siempre han sido turbulentas. Hamas se formó en 1987 como una rama palestina de la Hermandad Musulmana egipcia. El Cairo considera a la Hermandad como un grupo terrorista. Sin embargo, el interés y el problema real de Egipto es que comparte una frontera con la Franja de Gaza, que es gobernada por el grupo terrorista Hamas, por lo que a menudo, el gobierno egipcio ha servido como intermediario entre Israel y Hamas cuando han estallado escaladas y operaciones militares entre los terroristas islamistas palestinos y el Estado de Israel.

En los últimos años, Egipto mostró acciones agresivas y directas contra cientos de los túneles que la organización islamista utilizaba para el contrabando de armas y mercaderías varias, esto sucedió a partir de 2013, principalmente después del derrocamiento del gobierno dominado por la Hermandad Musulmana de Mohamed Morsi. Fue en ese tiempo que el presidente egipcio, Abdelfatah Al-Sisi, cerró herméticamente la frontera con Gaza en el paso de Rafah alegando amenazas de seguridad nacional, excepto para el tránsito de medicinas y suministros humanitarios.

Israel ha hecho lo propio, cierra periódicamente su frontera con Gaza en un intento por detener el flujo de armas y suministros bélicos para evitar que lleguen a manos de Hamas.

Egipto también revocó la ciudadanía egipcia de algunos líderes de Hamas, incluido el co-fundador del grupo terrorista, Mahmoud Al-Zahar. Egipto dispone de información de inteligencia por la que desconfía de los estrechos vínculos de Hamas con Irán, "los khomeinistas inyectan dinero y proveen armas a los islamistas dentro de Gaza", según ha referido la seguridad egipcia en 2018. Al mismo tiempo, Irán espera que Hamas use ese apoyo para atacar a Israel en el futuro cercano cuando Teherán de la orden, mientras que Egipto espera mantener la zona sin ruidos militares que contraponen sus intereses.

Desde mediados de febrero, Egipto presiona a Hamas para que "elija entre Irán o la reconciliación palestina", algo que El Cairo busca con la esperanza de reabrir sus fronteras. Pero la estrategia del presidente Al-Sisi parece no haber tenido éxito en primera instancia ya que Hamas redobló la apuesta tanto en su acercamiento total con Teherán como en la profundización de sus amenazas de ataques terroristas en territorio egipcio.

Egipto e Irán no tienen buenas relaciones, han estado en confrontación desde la revolución islámica de 1979, el régimen de Teheran considera inaceptable el tratado de paz de Egipto con Israel. Los iraníes han tratado de desestabilizar y conspiran contra Egipto desde el momento mismo de la instauración de la revolución islámica, "los khomeinistas lo han hecho por décadas y nada hace pensar que esta conducta cese", tal las declaraciones de los funcionarios del gobierno egipcio que consideran a Teheran como la amenaza más alta para su seguridad y estabilidad.

Lo cierto es que Hamas ha permitido que los yihadistas lleguen al Sinaí y preocupen a las autoridades egipcias. Muchos terroristas entrenados en Gaza utilizaron túneles fronterizos para infiltrarse en Egipto y ejecutar ataques, principalmente sobre la comunidad cristiana copta. Algunos de esos terroristas pertenecían a Ansar Bait Al-Maqdis, una filial de ISIS.

Estos elementos terroristas han tratado de romper la paz entre Egipto e Israel lanzando operaciones militares e intentando bombardear oleoductos de Egipto hacia Israel, tambien cabe mencionar que fueron neutralizados más de una docena de ataques sobre objetivos israelies ubicados en la zona del Sinaí.

Israel bombardeó esta semana almacenes de Hamas en la Franja de Gaza
Israel bombardeó esta semana almacenes de Hamas en la Franja de Gaza

Sin embargo, el incidente más grave dentro Egipto ocurrió en 2016, con el ataque y asesinato del fiscal general Hisham Barakat, en ese ataque terrorista, Egipto detuvo a varias personas y pudo probar que Hamas brindó logística, el entrenamiento y la completa apoyatura a una célula islamista que fue coordinada por líderes de la Hermandad Musulmana desde Turquía.

Con las fronteras de Gaza selladas, los túneles dentro y fuera de Egipto se convirtieron en una fuente clave de suministro para las personas y para los ingresos de dinero de la organización terrorista palestina que gobierna el enclave. Tan relevantes son los túneles del contrabando para Hamas que en la actualidad, el grupo terrorista tiene en su gobierno una Oficina denominada Secretaría de túneles, lo que significa su extrema importancia. Esa secretaría se había cerrado en 2016, después de que Egipto comenzó a destruir los túneles. Sin embargo, en las últimas semanas dicha secretaría ha sido reabierta -a instancias de Teherán- por los terroristas que gobiernan de facto la franja, lo cual expone el plan de los islamistas de un intento de acercamiento al gobierno de Egipto.

Fuentes egipcias han confirmado a la prensa que no aceptaran reiniciar el diálogo con Hamas si antes no se firma un acuerdo en que se señale claramente que la apertura de los pasos fronterizos será utilizada "unicamente y sin excepción alguna para el ingreso de alimentos y medicamentos al enclave". Los terroristas han respondido a El Cairo con amenazas de acciones violentas indicando que derramaran sangre a gran escala si el gobierno de Al-Sisi no permite que los túneles sean abiertos a todas las necesidades de Hamas.