El Reino Unido ha vivido, por segundo día consecutivo, una serie de sobresaltos con el hallazgo de hasta cuatro nuevos paquetes sospechosos que han sido inspeccionados por la policía: uno en el Parlamento británico, el Banco Nacional de Escocia y las universidades de Glasgow y Essex.

Las alertas se encienden un día después de que tres sobres con explosivos fuesen localizados en las inmediaciones de los aeropuertos de Heathrow, London City y de la estación de Waterloo, aunque sin causar daños ni heridos. 

El miércoles, las autoridades atendieron cuatro nuevas llamadas, dos de ellas ocurridas esta mañana en Escocia. La policía informó de que sobre las 10:45, hora local, habían recibido dos llamadas alertando de paquetes sospechosos en el Banco Nacional de Escocia y en las universidades de Glasgow y Essex.

Policía y bomberos vigilan las afueras de la Universidad de Glasgow tras una alerta por un paquete sospechoso  (Andrew Milligan/PA via AP)
Policía y bomberos vigilan las afueras de la Universidad de Glasgow tras una alerta por un paquete sospechoso  (Andrew Milligan/PA via AP)

Como medida de precaución, las instalaciones fueron evacuadas y las autoridades han inspeccionado los paquetes, así como la zona. En el caso del Banco, tras el análisis ocular, los agentes han descartado que exista ningún riesgo para el público y han informado que el paquete contenía tan solo artículos promocionales. Sobre la una del mediodía, la policía escocesa ha reabierto el Banco Nacional y todo el perímetro que rodea el edificio.

En el centro de correos de la Universidad de Glasgow, por el contrario, las  autoridades realizaron una explosión controlada sin que nadie haya resultado herido. La policía escocesa está en contacto con los oficiales de Londres por si el ataque estuviese relacionado con los paquetes explosivos encontrados ayer.

El centro universitario ha cancelado las clases durante todo el día tras haber evacuado todos los edificios de su campus principal como medida de precaución recomendada por la policía. Lo mismo se ha hecho en la Universidad de Essex, donde la policía ha descartado, finalmente, que exista ninguna amenaza para la población.

Por la tarde, los diputados y las diputadas que se encontraban en el Parlamento británico también se llevaron un susto.  La Policía Metropolitana de Londres ha sido avisada de un paquete sospechoso en una de las entradas del edificio.

Las autoridades pidieron evitar la zona mientras investigaban el suceso. Finalmente, la policía ha comunicado que la amenaza había sido "evaluada y considerada no sospechosa".

Uno de los sobres hallados el martes, que encendió un pequeño fuego (Britain’s Metropolitan Police via AP)
Uno de los sobres hallados el martes, que encendió un pequeño fuego (Britain’s Metropolitan Police via AP)

Todas las alarmas se habían disparado después de que ayer se hubiesen localizado tres sobres explosivos en los aeropuertos londinenses de Heathrow y London City y en la estación de Waterloo. Nadie resultó herido a pesar de que uno de los sobres fue abierto por un operario provocando su incendio.

Según el diario La Vanguardia, los paquetes fueron analizados por agentes antiterroristas de la Policía Metropolitana de Londres que vieron como los sobres llevaban sello irlandés y una dirección falsa en Irlanda. "Es posible que los paquetes hayan llegado de Irlanda", reconocía este martes el comandante Clarke Jarrett de la policía londinense. La investigación para localizar el origen y los remitentes continúa abierta.

Universidad de Glasgow (Andrew Milligan/PA via AP)
Universidad de Glasgow (Andrew Milligan/PA via AP)

MÁS SOBRE ESTE TEMA: