El fundador y CEO de Facebook, Mark Zuckerberg
El fundador y CEO de Facebook, Mark Zuckerberg

Facebook aseguró el miércoles que comenzará a trabajar en conjunto con dos ONGs de origen estadounidense para desacelerar la propagación de información falsa que pudiera influenciar en procesos electorales, reconociendo que los sitios que  promueven las llamadas "fake news" (noticias falsas) siguen siendo leídos por millones de personas.

La red social más importante del mundo se encuentra bajo presión para actuar sobre la propaganda política, y ha dicho que trabajará con el Instituto Internacional Republicano y el Instituto Nacional Demócrata, dos organizaciones creadas en la década de 1980 por el gobierno de Estados Unidos.

La alianza fue revelada por ejecutivos de Facebook en una entrevista telefónica con periodistas, y tendrá su primera prueba el mes próximo en las elecciones presidenciales en Brasil y durante las legislativas en Estados Unidos en noviembre.

Fernando Haddad, del PT, y el ultraderechista Jair Bolsonaro, principales candidatos a la presidencia de Brasil
Fernando Haddad, del PT, y el ultraderechista Jair Bolsonaro, principales candidatos a la presidencia de Brasil

De hecho, la compañía fundada por Mark Zuckerberg prepara una "sala de guerra", una especie de habitación de control, para monitorear los comicios en Brasil. Hasta el momento han estado realizando simulacros de intento de manipulación del proceso, como por ejemplo la propagación de noticias falsas sobre procedimientos de votación erróneos.

En otro ejercicio, la respuesta de Facebook fue puesta a prueba ante un inesperado brote de sitios administrados en otros países y que promueven contenidos sobre las elecciones estadounidenses, como ocurrió en 2016 en una operación atribuida a Rusia e Irán.

Pero más allá de las pruebas y los ejercicios, en el mundo real ya están teniendo problemas. De acuerdo al Laboratorio de Investigación Digital Forense, que recibe apoyo de Facebook, una reciente medición demostró que de los cuatro artículos más populares que fueron compartidos en los últimos días en Brasil sobre la corrupción, un tema vital por el cual el ex presidente Lula da Silva se encuentra en prisión, tres eran falsos.

"Sabemos que hay mucho más por hacer", dijo el coordinador de noticias de Facebook Greg Marra, consultado sobre las noticias falsas en Brasil.

Donald Trump, presidente de Estados Unidos. En Noviembre se enfrenta a su primer desafío electoral tras llegar al poder, las elecciones legislativas de medio término (AFP)
Donald Trump, presidente de Estados Unidos. En Noviembre se enfrenta a su primer desafío electoral tras llegar al poder, las elecciones legislativas de medio término (AFP)

La compañía, sin embargo, dice estar teniendo éxito. Semanas atrás anunciaron el cierre de sitios "no auténticos" y vinculados a Rusia e Irán que promovían contenidos sobre asuntos internos de Estados Unidos.

Por otro lado el viernes Facebook publicó un informe en el que señala que la cantidad de usuarios interactuando con 570 sitios que fueron catalogados como promotores de "fake news" se ha reducido a la mitad desde 2016.

De acuerdo a investigadores de las Universidades de Stanford y Nueva York, esto se logró limitando la aparición de noticias en el "newsfeed" de Facebook que no fueran compartidas por familiares y amigos cercanos, y reduciendo la cantidad del llamado "click bait", contenidos cargados de publicidades y con títulos engañosos.

Pero más allá de estos avances, las noticias falsas siguen encontrando una caja de resonancia en Facebook y otras redes sociales, como Twitter. De acuerdo al mismo informe de la compañía, unos 70 millones de contenidos falsos se comparten cada mes.

Con información de Reuters

MÁS SOBRE ESTE TEMA: