Paso a paso: cómo se desplomó un trayecto de la Línea 12 del Metro de CDMX

El 3 de mayo de 2021 el desplome de un convoy del Metro de la Ciudad de México mató a al menos 23 personas y dejó más de 70 heridos

Una imagen de los daños provocados por el desplome de un convoy en la estación Olivos de la Línea 12 (Foto: REUTERS/Carlos Jasso)
Una imagen de los daños provocados por el desplome de un convoy en la estación Olivos de la Línea 12 (Foto: REUTERS/Carlos Jasso)

A las 22:22 horas del 3 de mayo de 2021, a pocos minutos del cierre del Sistema de Transporte Colectivo Metro, se produjeron explosiones simultáneas en un tren de cercanías a la estación Olivos de la Línea 12, en Av. Tláhuac, Ciudad de México. El resultado fueron al menos 23 muertos, más de 70 heridos y un terremoto político.

El desconcierto y el pánico se adueñaron este lunes de la ciudad —de 8,855 millones de habitantes— en cuestión de minutos, pero tardó horas en saberse que había más de una docena de muertos. Policías, bomberos, rescatistas, forenses, vecinos y muchos ciudadanos de a pie fueron testigos directos del horror. Familiares y amigos de las víctimas deambularon por los hospitales y por el “forense improvisado” en el sitio, en busca de los heridos y, en el peor de los casos, de sus muertos.

La capital se paralizó. La radio y televisoras olvidaron sus programaciones, mientras los diarios preparaban ediciones especiales. En un país desgraciadamente acostumbrado a la corrupción, se había producido el mayor accidente en la historia del Metro. Así, México se convirtió, una vez más, en noticia en los medios internacionales el 3 de mayo de 2021 y al día siguiente, cuando se dio a conocer el recuento de los daños.

La jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, dijo que había sido una trabe dañada. Lo señalaron también en 2017, vecinos de la colonia Privada Panal, en la alcaldía Tláhuac. Mientras el canciller, Marcelo Ebrard, responsable de la construcción de dicha línea, durante su gestión en el gobierno de la ciudad, aseveró que se pondría a disposición de las autoridades.

(Gráfico:  Infobae México)
(Gráfico: Infobae México)


Cronología

Pasadas las 22:00 horas, llegaron los primeros indicios: un tren de la Línea 12 había colapsado a sólo 221 metros de llegar a la estación. El convoy circulaba entre Tezonco y Olivos en el momento del accidente. Dos vagones cayeron sobre los vehículos que se encontraban en Avenida Tláhuac y Privada Panal.

Minutos después, en la zona se habían desplegado servicios de emergencia, personal de Protección Civil y agentes de la Guardia Nacional, pero el rescate ocurrió dos horas después, cuando montaron una grúa para evitar la caída de otras estructuras. Según las imágenes, algunos de los pasajeros salieron por su propio pie, rompiendo vidrios y abriendo puertas a la fuerza.

Los momentos más angustiosos quedaron registrados en los videos de varios testigos, en los que se podía ver un auto con cuatro pasajeros atrapados. Todos los cuerpos fueron rescatados sin vida.

En la zona, localizada al sur de la ciudad, los vecinos han advertido sobre los socavones. Los trailéres, camiones de carga y las vibraciones del Metro la hacen un cóctel de tragedia.

Un convoy que se dirigía de la estación Tezonco a Olivos de la Línea 12 cayó tras el desplome de una trabe. En los alrededores del sitio se encuentra un Cinemex, un McDonals y una gasolinera (Mapa: Infobae México)
Un convoy que se dirigía de la estación Tezonco a Olivos de la Línea 12 cayó tras el desplome de una trabe. En los alrededores del sitio se encuentra un Cinemex, un McDonals y una gasolinera (Mapa: Infobae México)

Con 20 estaciones y 11 metros elevados, la Línea 12 ha estado — desde 2012— rodeada de controversia. El sismo de 2017 afectó una estructura (el tramo donde ocurrió el accidente). Su reparación implicó 15 millones de pesos, de acuerdo con el personal encargado.

SEGUIR LEYENDO: