Diputados de Morena comienzan a oponerse a ampliación de mandato de Arturo Zaldívar en la SCJN

El Senado alargó la presidencia de la cabeza del Poder Judicial dos años más, en un gesto calificado como “inconstitucional” y como un “golpe de estado”; San Lázaro decidirá si confirma lo decidido por la Cámara Alta

Pablo Gómez y otros diputados ya han mostrado su oposición a ampliar el mandato de Zaldívar al frente de la Suprema Corte (Foto: Cuartoscuro)
Pablo Gómez y otros diputados ya han mostrado su oposición a ampliar el mandato de Zaldívar al frente de la Suprema Corte (Foto: Cuartoscuro)

Porfirio Muñoz Ledo, el experimentado diputado de Morena, el partido en el poder, se sumó a otras voces de su bancada este domingo para rechazar la ampliación de mandato de Arturo Zaldívar al frente de la Suprema Corte que sus correligionarios aprobaron en el Senado y que fue denunciada como un “golpe al Poder Judicial” por la oposición.

“Coincido con la posición adoptada de mis compañeros de grupo parlamentario: Lorena Villavicencio y Pablo Gómez sobre el artículo transitorio aprobado en el Senado que prolongaría dos años la presidencia de la Suprema Corte”, señaló Muñoz Ledo en sus redes sociales.

Es absolutamente contrario a la constitución, ya que esta limita el periodo a cuatro años y prohíbe la reelección. Resulta además un precedente peligroso. Se impone un amplio debate parlamentario sobre este asunto”, añadió.

Y es que, a pesar de que el Senado lo aprobó entre los artículos transitorios de la reforma a las leyes secundarias del Poder Judicial el pasado jueves, la Cámara de Diputados verá el caso recién en los próximos días, y puede descartarlo del dictamen si la mayoría en San Lázaro así lo decide.

Muñoz Ledo se sumó a Pablo Gómez y a Lorena Villavicencio en criticar la ampliación de mandato de Zaldívar al frente del Poder Judicial (Foto: Cuartoscuro)
Muñoz Ledo se sumó a Pablo Gómez y a Lorena Villavicencio en criticar la ampliación de mandato de Zaldívar al frente del Poder Judicial (Foto: Cuartoscuro)

Morena en la Cámara Alta aprobó, con fuertes críticas de la oposición y los expertos, la ampliación del mandato de Arturo Zaldívar al frente de la Suprema Corte por dos años más, para que en lugar de dirigir al Poder Judicial entre 2019 y 2022 lo haga hasta 2024, coincidiendo con el final del sexenio de López Obrador.

Esta modificación fue incluida de último momento y sin publicación en los medios oficiales del Senado, lo que provocó aún más molestia entre los legisladores opositores. Algunos de ellos incluso votaron a favor, en lo que pareció ser un caso de confusión y de falta de atención a la sesión de los senadores.

Los expertos en derecho constitucional dejaron en claro que se trataba de una inconstitucionalidad y denunciaron que Morena buscaba un antecedente para implementar el mismo tipo de ampliación de mandato para el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador. Ricardo Monreal, el líder de los senadores oficialistas, rechazó tajantemente esta versión en su momento.

Los expertos pidieron, junto a magistrados y jueces federales, que los diputados rechacen esta adenda al dictamen que estudiaran y debatirán en las próximas sesiones. El sábado, el diputado Pablo Gómez, que dirige la poderosa Sección Instructora en San Lázaro, fue el primero de Morena en expresar su rechazo a la ampliación del mandato de Zaldívar.

AMLO respaldó reforma que amplía presidencia de Arturo Zaldívar en SCJN (Video: Gobierno de México)

“Ese artículo transitorio para prolongar por dos años adicionales la presidencia del ministro Zaldívar en la Suprema Corte no podría transitar ni aun cuando fuera aprobado y promulgado. Mejor decirlo desde ahora”, manifestó en sus redes sociales el vicecoordinador de los diputados morenistas.

La diputada Lorena Villavicencio, por su parte, aseguró también este sábado que coincidía “absolutamente” con su compañero de bancada “por tratarse de una reforma inconstitucional”. “Nuestra primera responsabilidad como legisladores es hacer valer la Constitución. El artículo 97 establece un periodo de cuatro años, es improrrogable y punto”, aseguró.

Mientras tanto, organismos internacionales, a los que la oposición prometió acudir en caso de que la ampliación de mandato se confirme en el Congreso, mostraron su preocupación, como la CIDH (Comisión Interamericana de Derechos Humanos), y otros incluso fueron más allá, como Human Rights Watch, quien calificó a López Obrador como una “amenaza a la independencia judicial” en el país.

López Obrador, en cambio, se mostró satisfecho con la reforma. “Le tengo confianza al presidente de la Suprema Corte, lo considero una gente honesta y pienso que si se amplía el plazo con el propósito que él encabece la reforma al Poder Judicial, yo estoy de acuerdo, pero yo no voy a decidir, van a ser los legisladores”, enfatizó el viernes en rueda de prensa el mandatario mexicano.

SEGUIR LEYENDO: