AMLO insistió en la eliminación del fuero: “¿Por qué no juzgar al presidente como a cualquier ciudadano?”

El jefe del Ejecutivo adelantó que esta semana discutirán la iniciativa en el Legislativo

Foto: Presidencia de México.
Foto: Presidencia de México.

Este lunes, durante la conferencia de prensa matutina desde Palacio Nacional, el presidente López Obrador reiteró la necesidad de que el Legislativo apruebe la remoción del fuero presidencial. Dijo que la persistencia de privilegios en para los funcionarios públicos es una de las principales causas de la corrupción y la impunidad.

“Para qué se tiene un instituto de la transparencia, o una Fiscalía Anticorrupción, si al mismo tiempo, el principal funcionario público, el principal responsable del gobierno goza de fuero y no puede ser juzgado más que por traición a la patria”, dijo el presidente y recordó que la medida es propia del siglo XIX cuando surgió.

La primera iniciativa para eliminar el fuero fue rechazada por el legislativo. Ésta contemplaba también a diputados y senadores. El presidente López Obrador adelantó que esta semana, el Senado discutirá la nueva iniciativa para eliminar el fuero presidencial. “Voy a estar pendiente. Quiero ver quiénes son los que se oponen a que se quite el fuero al presidente de la República. Porque está muy extraño, ¿por qué no juzgar al presidente como a cualquier ciudadano?”, declaró López Obrador.

La existencia del fuero presidencial en México ha sido una figura controversial debido a que mandatarios que han cometido posibles delitos no pueden ser enjuiciados. En caso de aprobar la reforma, será posible imputar y juzgar al presidente por: traición a la patria, corrupción, delitos electorales, y todos aquellos delitos por los que podría ser enjuiciado cualquier ciudadano. Para proceder penalmente sólo se podrá hacer ante el Senado.

Foto: Presidencia de México.
Foto: Presidencia de México.

“En una reforma histórica, terminamos con la figura del presidente impune, intocable. Ahora podrá ser juzgado por corrupción, fraudes electorales y delitos por los que podría ser enjuiciado cualquier ciudadano o ciudadana. Adiós al fuero”, señaló Mario Delgado, coordinador de los diputados de Morena, en septiembre.

El líder morenista remarcó en su momento que esta protección genera “un manto de impunidad aprovechado por los mandatarios para incurrir en infracciones legales y eludir la acción de la justicia”. La reforma permitiría procesar a un mandatario si ha ocasionado, por ejemplo, daños severos al erario público, en el bienestar y desarrollo de las familias mexicanas y en materia electoral.

La lógica política detrás del fuero es un pacto. Supone que cuando el presidente de México y los legisladores toman su cargo, dejan a un lado sus intereses personales para dedicarse únicamente al bienestar del pueblo. A cambio de esto, el pueblo brinda esta protección a los representantes de la República.

En el caso de los legisladores, antes de ser sometidos a juicio, el Congreso de la Unión debe declarar si se procede a juzgarlos a través de un proceso de desafuero. Es importante destacar que tanto diputados como senadores pierden el derecho de inmunidad en el momento en que termina su cargo en las Cámaras.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: