“¿Dónde están?”: lágrimas y desconcierto de familiares de reos tras cierre de Puente Grande

El anuncio del cierre de puertas de la prisión, provocó suspenso entre los familiares, que desconocen el paradero de los presos

En la fotografía, un oficial de la Policía Federal mexicana vigilando el camino de acceso a la prisión federal de Puente Grande, cerca de Guadalajara, en el occidente de México. Fecha: 28 de enero de 2005. (Foto: REUTERS/Bernardo De Niz)
En la fotografía, un oficial de la Policía Federal mexicana vigilando el camino de acceso a la prisión federal de Puente Grande, cerca de Guadalajara, en el occidente de México. Fecha: 28 de enero de 2005. (Foto: REUTERS/Bernardo De Niz)

La prisión de máxima seguridad de Puente Grande, Jalisco, —uno de los centros mejor blindados del país— pasará a la historia por ser escenario de la maniobra escapista del capo Joaquín el “Chapo” Guzmán, en 2001.

Este complejo, inmortalizado en narcocorridos, cerrará sus puertas luego 27 años de operación, según informó este lunes el Diario Oficial de la Federación.

La noticia provocó llanto y desconcierto entre los familiares de los presos, quienes a las afueras del inmueble, sobre la carretera Guadalajara-El Salto, se reunieron para investigar el paradero de los reclusos.

De acuerdo con el medio local Mural, el anuncio del fin de este lugar —que albergó durante décadas a asesinos, políticos y narcos considerados de “alta peligrosidad”— llegó tarde a los familiares de los presos.

“La noticia cae mal, pues nos afecta a todos los familiares, el movernos, no sabemos hasta dónde los van a mover y ellos (las autoridades) nos van a avisar hasta que lleguen al penal donde los trasladen”, señaló la esposa de un reo a Mural.

“Ya llegaron los camiones, pero no sabemos el destino, si los muevan ahorita, más tarde, mañana, la verdad desconozco a dónde los puedan mover, pero no creo que aquí cerca”.

Imagen ilustrativa. Familiares de reos se manifiestaron, en la puerta del Centro de Reinserción Social de Puente Grande, en el municipio El Salto estado de Jalisco (México). (Foto: EFE/Francisco Guasco)
Imagen ilustrativa. Familiares de reos se manifiestaron, en la puerta del Centro de Reinserción Social de Puente Grande, en el municipio El Salto estado de Jalisco (México). (Foto: EFE/Francisco Guasco)

La situación también provocó supenso entre los comerciantes y empresarios de la zona, donde hay un hotel, un restaurante y una tienda de abarrotes. Los testimonios difundidos por Mural, aseveran que de algún , el cierre de la prisión les afectará económicamente.

“Está bien que se vaya la gente peligrosa, pero por otra parte nos afecta a los comerciantes y a los trabajadores que llegan a comprar algo aquí", expresó un comerciante del sitio.

Los especialistas opinan que cerrar la cárcel traerá problemas, ya que se trata de una fuente de empleo, además advierten que las personas tienen derecho a llevar también juicio en el lugar donde residen.

El último capitulo de una historia de “horror”

El complejo penitenciario Puente Grande, en Jalisco (Foto: FERNANDO CARRANZA GARCIA / CUARTOSCURO)
El complejo penitenciario Puente Grande, en Jalisco (Foto: FERNANDO CARRANZA GARCIA / CUARTOSCURO)

Este lunes, el Gobierno Federal informó a través del Diario Oficial de la Nación (DOF) la desincorporación del Sistema Penitenciario Federal al Centro Federal de Readaptación Social (Cefereso) número 2 “Occidente”, ubicado en Puente Grande, Jalisco.

El acuerdo está firmado por Alfonso Durazo Montaño, titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, y entra en vigor este lunes 28 de septiembre.

La Secretaría de Seguridad será la encargada de determinar en qué se ocuparan las instalaciones de la prisión.

En el documento se especifica que las personas privadas de su libertad que se encuentran en el centro penitenciario serán trasladas a otras cárceles, situación que será determinada por el Comisionado de Prevención y Readaptación Social.

Entre los presos de alta peligrosidad que albergó la cárcel se encuentran: Miguel Ángel Félix Gallardo, conocido como el “Jefe de Jefes”, y uno de los fundadores del extinto Cártel de Guadalajara; Jesús Alfredo Beltrán Guzmán, conocido como El Mochomito, hijo de Alfredo Beltrán Leyva y sobrino de Joaquín Guzmán Loera e Israel Vallarta, presunto líder del grupo delictivo de los Zodiaco, entre otros.

El complejo de Puente Grande incluye el penal federal y tres instituciones estatales: un reclusorio preventivo, uno femenil y una cárcel local.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Cómo es la Navidad en la cárcel de máxima seguridad de Puente Grande: “Éramos una jauría hambrienta que moría por un pastel”

Cerrarán Puente Grande: la prisión que el Chapo Guzmán convirtió en su palacio personal

Puente Grande: la cárcel de máxima seguridad que el Chapo Guzmán convirtió en un palacio

MAS NOTICIAS

Te Recomendamos