“Queremos justicia": habló la mamá de Jessica, la joven campesina que murió en incidente con Guardia Nacional

La Fiscalía General de Chihuahua reportó que el estado del esposo de Jessica, quien también fue atacado, es “crítico”, pero se espera que mejore para rendir su declaración de los hechos

Funeral de Jessica
Foto: Reuters/Jose Luis Gonzalez
Funeral de Jessica Foto: Reuters/Jose Luis Gonzalez

El jueves pasado fue el funeral de Jessica, la mujer que tras acudir a una serie de protestas para exigir agua en el estado de Chihuahua recibió un impacto de bala presuntamente por elementos de la Guardia Nacional.

Justina Zamarripa, madre de Jessica manifestó que su hija acudió a la manifestación en su representación, ya que ella y su esposo no pudieron ir.

Queremos justicia, nada más, es todo lo que queremos porque yo no quiero que otra gente pase lo que nosotros estamos pasando”, expresó la madre de familia.

Jessica –de 36 años de edad– y su esposo Jaime habían participado en la manifestación para recuperar la presa La Boquilla, la cual estaba resguardada por elementos de la Guardia Nacional; según testigos, los elementos federales les dispararon al interior de una camioneta, después de que se dirigían a su vivienda en la población de Lázaro Cárdenas.

Jessica y su esposo Jaime habían participado en la manifestación para recuperar la presa La Boquilla
Foto: FB
Jessica y su esposo Jaime habían participado en la manifestación para recuperar la presa La Boquilla Foto: FB

No era persona agresiva, era muy noble, muy tranquila, no como para que la hubieran agredido de esa manera”, agregó Justina al ser cuestionada por Televisa Ciudad Juárez. No obstante, los elementos de Guardia Nacional aceptaron su participación en el incidente pero sostuvieron que fue un enfrentamiento armado con civiles que intentaron liberar a unos detenidos y que ellos trataron de repeler la agresión.

Al momento, la Fiscalía General de Chihuahua reporta el estado de Jaime como “crítico”, por lo que se espera que en los próximos días mejore y pueda rendir su declaración con respecto a los hechos.

Jessi, como le decían sus familiares y amigos, era madre de tres hijos que quedaron en orfandad, y además de que contaba con estudios de quiropráctica, para apoyarse económicamente, elaboraba y vendía pasteles, pero su principal fuente de ingresos era el trabajo en el campo, afirmó al portal local El Diario de Chihuahua una tía de la víctima.

“Hacía trabajos en la labor, era una mujer de campo como muchas de nosotras en Chihuahua”, agregó la familiar que exige que el crimen no quede impune.

Familiares de la víctima en el funeral
Foto: Reuters/Jose Luis Gonzalez
Familiares de la víctima en el funeral Foto: Reuters/Jose Luis Gonzalez

Cabe recordar que desde hace tiempo, productores agrícolas del estado de Chihuahua han protestado por la falta de agua para sus riegos, pero la semana pasada llegaron a un acuerdo que la Comisión Nacional de Agua (Conagua) incumplió al aumentar la extracción de la presa La Boquilla para cumplir con el Tratado Internacional de Aguas entre México y Estados Unidos.

Como resultado, los campesinos tomaron la presa por la fuerza y obligaron a los elementos de la Guardia Nacional que resguardaban la zona a desalojar el recinto, no sin antes tener un enfrentamiento en el que los uniformados trataron de disipar al colectivo con gas lacrimógeno.

En la mesa de diálogo que tuvo lugar anteriormente, la Conagua aceptó cesar la extracción de agua, luego de que se obtuviera una cierta cantidad. Sin embargo, el pasado domingo aumentó la cantidad de líquido extraído de la presa.

Los protestantes aseguran que 52 de los 67 municipios del estado padecen sequía gracias a dicho tratado. Por ello tomaron la presa y esta madrugada se mantienen alerta ante la posible llegada de la Guardia Nacional.

Foto: Reuters/Jose Luis Gonzalez
Foto: Reuters/Jose Luis Gonzalez

Los manifestantes han acusado que esas extracciones ponen en riesgo el agua para sus cultivos y la viabilidad de sus cosechas. No obstante, la administración federal requiere cumplir con un plazo para retornar el líquido al país del norte, según una regulación de 1994 sobre la escorrentía de los ríos fronterizos que se convierten en aguas internacionales.

Ante tales protestas, Andrés Manuel López Obrador, presidente de la república, ha dicho que en las manifestaciones existe un interés político comandado por líderes locales opositores a su gobierno. Por ello, se ha dispuesto de fuerzas federales como la Guardia Nacional para que el acuerdo con Estados Unidos sea cumplido sin sabotajes.

MÁS SOBRE ESTOS TEMAS

Las 10 claves para entender el conflicto en la presa La Boquilla, Chihuahua


MAS NOTICIAS

Te Recomendamos