Un tribunal de Yucatán ordenó reclasificar el delito de feminicidio a un karateka que casi mata a su novia (Foto: Especial)
Un tribunal de Yucatán ordenó reclasificar el delito de feminicidio a un karateka que casi mata a su novia (Foto: Especial)

El 7 noviembre de 2018, Andrea, una joven de 20 años, fue brutalmente golpeada por su novio Christian Jesús CD, –un maestro de karate originario de Tabasco– a puñetazos y patadas, así como con una tabla y un martillo, en una casa ubicada en un fraccionamiento en la zona norte de Mérida.

La agresión duró más de una hora y ocurrió cuando la joven trató de romper la relación. Los gritos de la mujer alertaron a los vecinos quienes llamaron a la policía. Varios uniformados llegaron al lugar y encontraron a Andrea amarrada con cables y tuvieron que pedir refuerzos para poder detener al agresor, que también los golpeó al resistirse al arresto.

El caso de Andrea fue considerado un parteaguas para la sociedad yucateca al ser el primero en ser juzgado como feminicidio en grado de tentativa.

Sin embargo, la defensa de Christian Jesús apeló la vinculación a proceso y el cargo. Con el argumento de “si hubiera querido matarla, no la hubiera golpeado durante una horamagistrados del Tribunal Colegiado en Materias Penal y Administrativa del Decimocuarto Circuito de Yucatán ordenaron reclasificar el delito de feminicidio en grado de tentativa, por el que permanece en prisión el agresor de Andrea.

Un tribunal ordenó reclasificar el delito de feminicidio en grado de tentativa al agresor de Andrea (Foto: Especial)
Un tribunal ordenó reclasificar el delito de feminicidio en grado de tentativa al agresor de Andrea (Foto: Especial)

Este viernes se realizará la audiencia en la que determinarán si será reclasificado, con lo que saldría libre. Integrantes de la Agenda de las Mujeres por la Realidad Sustantiva criticaron la falta de perspectiva de género del fallo.

"Lo que no ven es que ella sale huyendo de la casa. Él sale a perseguirla y ahí pasaba una patrulla que la auxilia. Los magistrados no están juzgando con perspectiva de género", señalaron.

Sin embargo, mantienen la esperanza de que la jueza Blanca Bonilla considere que el agresor podría huir de la ciudad y la gravedad de las lesiones de la joven para que no le otorgue la libertad.

"No dudamos sea reclasificado como lesiones de gravedad que pusieron en peligro de Andrea. Ella sigue sin recuperarse psicológicamente del daño. Esperamos le mantengan prisión oficiosa porque hay peligro que evada la ley, que se escape, tiene parientes en otros estados por esa razón la juez debe mantenerle en prisión oficiosa”.

Esta brutal agresión sobre Andrea abrió la puerta a la demanda de que el feminicidio en grado de tentativa sea tipificado como delito en el Código Penal del estado.

“Ella es la primera en poner este tipo de demanda, sin embargo, durante el proceso se interponen dos más, que incluso ya tienen sentencias", explicaron las activistas, quienes advirtieron que no quitarán el dedo del renglón hasta que el Código Penal del Estado de Yucatán contemple como delito el feminicidio en grado de tentativa.

Por su parte, el colectivo "Mujeres sin Maquillaje” pide modificar el Código Penal en materia de violencia contra la mujer e imponer castigos más severos, y crear la “Ley Andrea”.

A su vez, defensores de derechos humanos exigieron justicia para la joven estudiante que fue brutalmente golpeada por su novio cuando trató de romper la relación y urgieron a las autoridades y a la sociedad civil a emprender acciones “claras y contundentes” para frenar la violencia de género que sufren las mujeres en Yucatán.

Los feminicidios van en aumento en México (Foto: Crisanta Espinosa Aguilar/Cuartoscuro)
Los feminicidios van en aumento en México (Foto: Crisanta Espinosa Aguilar/Cuartoscuro)

El entonces gobernador Rolando Zapata Bello, semanas antes de concluir su mandato esquivó la declaratoria de alerta de género en la entidad, comprometiéndose a emprender acciones para erradicarla.

Este caso recuerda al de Abril Pérez Sagaón quien en enero pasado presentó una denuncia ante la Procuraduría capitalina porque su esposo la golpeó con un bate de béisbol mientras dormía. La denuncia se judicializó contra el esposo Juan Carlos “N” por el delito de feminicidio en grado de tentativa.

Sin embargo, dos jueces y un magistrado reclasificaron el delito por el de violencia intrafamiliar y dejaron libre al agresor el pasado 8 de noviembre. El 25 de ese mismo mes, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, Abril fue asesinada. Su esposo, principal sospechoso, se encuentra prófugo.

MAS SOBRE ESTE TEMA: