Yeidckol Polevnsky no firmó la convocatoria a Congreso Nacional extraordinario y se canceló. (Foto: Crisanta Espinosa Aguilar/ Cuartoscuro)
Yeidckol Polevnsky no firmó la convocatoria a Congreso Nacional extraordinario y se canceló. (Foto: Crisanta Espinosa Aguilar/ Cuartoscuro)

La crisis en el partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena) que fundó el hoy presidente Andrés Manuel López Obrador parece no tener fin.

El domingo debió convocarse al Congreso Nacional Extraordinario, que se celebraría el 30 de noviembre, pero la falta de la firma de Yeidckol Polevnsky, secretaria general del partido en funciones de presidenta impidió que se emitiera.

Polevnsky y la presidente del Consejo Nacional, Bertha Luján, habían pactado convocar a dicho Congreso para definir las reglas de renovación del partido, pero fue cancelada.

La Comisión Nacional de Honestidad y Justicia, que preside Héctor Díaz-Polanco, informó que recibió de Bertha Luján la convocatoria al VI Congreso Nacional Extraordinario de Morena del 30 de noviembre, como lo había acordado de manera conjunta con Polevnsky. Dicho documento debió haber sido firmado por Yeidckol Polevnsky. Sin embargo, la dirigente no lo rubricó.

“Es por lo anterior que informamos a la militancia de Morena que, por la falta de firma de una de las partes, no fue posible emitir en tiempo y forma la Convocatoria al VI Congreso Nacional Extraordinario que se celebraría el 30 de noviembre de 2019. En consecuencia, dicho Congreso Extraordinario no se llevará a cabo en los términos acordados”, mencionó la Comisión.

En un comunicado emitido el domingo, Héctor Díaz Polanco, Gabriela Rodríguez Ramírez y Adrián Arroyo Legaspi hicieron referencia al oficio CNHJ-559-2019, para demostrar que a actual dirigente, Yeidckol Polevnsky, no firmó la convocatoria,

“Hasta la fecha y hora de la emisión del presente oficio, esta Comisión no tiene registro de que la solicitud antes mencionada haya sido atendida”, condenaron.

Yeidckol Polevnski y Bertha Luján libran una batalla interna para dirigir a Morena. Foto: especial
Yeidckol Polevnski y Bertha Luján libran una batalla interna para dirigir a Morena. Foto: especial

El pasado 15 de noviembre, a través de un video conjunto en sus redes sociales Bertjha Luján y Yeidckol Polenvsky, dos de las aspirantes a dirigir a Morena habían acordado convocar al Congreso del 30 de noviembre, donde se aprobarían dos solicitudes al Instituto Nacional Electoral (INE): una para que le permita posponer hasta el próximo año su proceso de renovación de dirigencia, como le ordenó el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), y otra para depurar el padrón de militantes.

En el video, ambas externaron que no había división entre ellas ni en Morena. Incluso, estuvieron de acuerdo en que el Congreso de Morena aprobara el método de encuesta para elegir dirigente, como lo propuso el presidente López Obrador.

Previo a este acuerdo, Bertha Luján, madre de la actual secretaria del Trabajo, Luisa María Alcalde Luján, había convocado a un Congreso Nacional para destituir a Polevnsky y nombrar una dirigencia provisional para conducir el proceso de renovación interna.

Polevnsky dijo que propuso la celebración de un Congreso Extraordinario para informar y decidir la reforma estatutaria que les permitiera seguir la sugerencia del presidente López Obrador y realizar la elección interna por encuesta.

Por su parte, la senadora Citlalli Hernández, condenó la falta de respuesta a la misiva enviada por Bertha Luján, con la que empezarían los trabajos de renovación de la dirigencia del partido.

“Qué daño le ha hecho @yeidckol al partido; la historia le juzgará. Ha inmovilizado al partido durante su ‘gestión’. Pero el movimiento debe reorganizarse y continuar”, señaló en un mensaje a través de su Twitter.

Alejandro Rojas Díaz Durán, otro de los aspirantes a dirigir al partido, dijo que Morena que con apenas cuatro años de operación en 2018 obtuvo la mayoría de los puestos de elección popular que estaban en juego podría hundirse en las elecciones intermedias de 2021 si no lleva a cabo cambios en los estatutos con los que fue creado y no renueva a sus dirigentes que tienen una visión “dinosáurica”.

Alejandro Rojas Díaz Durán dice que la actuyal dirigencia de Morena tiene visión
Alejandro Rojas Díaz Durán dice que la actuyal dirigencia de Morena tiene visión "dinosáurica". (Foto: Especial)

En entrevista con Forbes México sostuvo que el desgaste del electorado con el partido ya se hizo evidente en las elecciones locales de este año

“Fueron tan malos los resultados que entregaron Bertha (Luján) y Yeidkol (Polevnsky) que perdimos tres millones de votos en las seis elecciones que hubieron. En Puebla ganamos de panzazo, porque ganó más votos el PAN que Morena, pero fue gracias a los votos del Partido Verde y del PT que se pudo ganar esa elección”, afirmó.

MAS SOBRE ESTE TEMA: