Estados Unidos es el país donde se han detenido más mexicanos (Foto: Especial)
Estados Unidos es el país donde se han detenido más mexicanos (Foto: Especial)

Desde 2016 y hasta julio de 2019, 9 mil 779 mexicanos fueron detenidos en el extranjero por delitos contra la salud o narcotráfico, según la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE).

El 94 por ciento de los casos -es decir, 9 mil 229– ocurrieron en territorio de Estados Unidos.

El segundo país con el mayor número de detenciones fue Perú, con 112; luego Colombia, con 74; y Ecuador y Panamá, con 52 cada uno.

El resto se distribuye en 70 países como Japón, Israel, Sudáfrica, Nigeria, Nueva Zelanda, Finlandia, Filipinas, entre otros.

De acuerdo con la SRE, la mayoría de los detenidos fueron hombres que tenían entre 26 y 50 años de edad.

Sonora, "expendio" de narcomenudistas

(Foto: Archivo)
(Foto: Archivo)

En su informe, la secretaría detalló cuáles son los lugares de origen de los detenidos.

Sonora fue el estado con más detenciones, con un reporte de mil 192 individuos. En segundo lugar está Sinaloa, con mil 120, y en tercero Michoacán, con 804.

De acuerdo con la Agencia de Administración para el Control de Drogas (DEA), son seis cárteles mexicanos los que mantienen una fuerte influencia en territorio estadounidense: el Cártel de Sinaloa, Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), Cártel del Golfo, Los Zetas y los Beltrán Leyva. 

¿Las sustancias que trafican? Heroína, Cocaína, Mariguana y, principalmente, Metanfetamina (Cristal Meth) y Fentanilo.

Al cristal – metanfetamina- también se le conoce como ice, hielo, crico, cristo, foco o simplemente meth (Foto: Especial)
Al cristal – metanfetamina- también se le conoce como ice, hielo, crico, cristo, foco o simplemente meth (Foto: Especial)

Las ciudades estadounidenses con más detenciones con Los Ángeles, Atlanta, Dallas y Chicago. 

El país liderado por Donald Trump tiene una de las tasas más altas en abuso de droga en el mundo, y es la primera causa de muerte en una nación que tiene 326,7 millones de habitantes.

Según estimaciones de la DEA, México es el principal distribuidor de drogas en ese país. 

Cártel Jalisco Nueva Generación, la organización criminal más grande de México 

(Foto: Cuartoscuro)
(Foto: Cuartoscuro)

Nemesio Oseguera Cervantes, alias "El Mencho", es el nuevo "Chapo" Guzmán para el gobierno de Estados Unidos.

"Se esconde en zonas montañosas de Jalisco, Michoacán y Colima, creemos que él ya no está en las ciudades", indicó Kyle Mori, un agente especial que desde hace tiempo le sigue la pista al "Mencho".

Mori explicó que desde hace casi una década la agencia federal de Estados Unidos vio crecer de manera acelerada el Cártel Jalisco Nueva Generación, tanto, que los últimos informes de la DEA y autoridades mexicanas dan cuenta que el CJNG opera en 22 estados de la República mexicana y continúa en expansión.

Así como en varias ciudades de EEUU, incluyendo Los Ángeles, San Diego, El Paso, Laredo, Houston, Dallas, Miami, Orlando, Nueva York, Denver, Atlanta y Chicago.

Nemesio Oseguera “El Mencho”.
Nemesio Oseguera “El Mencho”.

El agente explicó que Oseguera Cervantes no permanece mucho tiempo en un  lugar, por el contrario, suele moverse entre los montes de la sierra mexicana huyendo de la justicia, viviendo entre cabañas y casas de lujo, como en casas muy humildes, incluso hasta cuevas.

"Es una combinación de muchas cosas. No creo que esté en un lugar por mucho tiempo, ni en un mismo tipo de casa. Es una combinación de todo lo que puedas imaginar… Definitivamente se mueve constantemente", expresó el agente.

"Ha cometido pocos errores, tiene mucha experiencia en la calle, eso nos ha hecho muy difícil liderar la investigación para arrestarlo", dijo Mori.

Quienes le siguen la pista a este capo han notado un punto de inflexión: no asume riesgos innecesarios andando en las ciudades. Es un comportamiento similar al de Ismael "El Mayo" Zambada, actual jefe del cártel de Sinaloa y quien lleva más de 50 años en el narcotráfico sin nunca haber puesto un solo pie en la cárcel.

Kyle Mori aseguró que a Oseguera Cervantes no le importa vivir como un ranchero, pues prefiere privarse de lujos con tal de no ser atrapado, a diferencia de "El Chapo".

"No sé si lo vamos a atrapar mañana, pero estoy seguro de que le llegará su día", concluye el agente de la DEA.