Quique Setién habló del desplante de Lionel Messi a su colaborador: “Yo tampoco era un jugador fácil”

El entrenador español brindó una conferencia de prensa en la previa de un partido que podría ser decisivo en la lucha por el campeonato

infobae-image

El FC Barcelona transita uno de los momentos más complicados de la temporada. Después del empate contra el Celta de Vigo y el triunfo del Real Madrid, el conjunto culé se despidió de la punta y deberá afrontar un partido muy complejo ante el Atlético de Madrid este martes con la obligación de ganar para seguir presionando arriba.

En ese contexto, el entrenador español Quique Setién se sentó frente a los periodistas dispuesto a responder cada pregunta, entre ellas, la de qué pasó entre Lionel Messi y su ayudante de campo, Eder Sarabia, después de que trascendieran unas polémicas imágenes.

En ellas se puede ver el momento en el que el colaborador de Setién se acercaba a Lionel Messi para comunicarle algo durante el parate de hidratación, pero, sin embargo, el capitán pareció ignorarlo por completo.

“Siempre hay controversias, como en la vida, y es normal que haya diferencias”, aseguró el técnico azulgrana este lunes en rueda de prensa tras ser consultado por la relación entre el cuerpo técnico y los jugadores: “Esto ha pasado siempre”.

“Yo tampoco era un jugador fácil. Lo que tenemos que tratar es de convencer a todos de la idea común. Yo lo entiendo como algo natural. Hay una comunicación buena. No le doy ninguna importancia”, consideró Setién, y remarcó que en aquel episodio, “no pasó nada especialmente. Fue una indicación y ya está”.

“Cuando no hay victorias y no ganas, todo el mundo saca punta. Este es el circo en el que estamos montados. La relación que tenemos con la plantilla es buena. Es verdad que en momentos puntuales no estamos de acuerdo, pero no para hacer mención”, explicó.

El FC Barcelona empató con el Celta y perdió la punta (Reuters/ Miguel Vidal)
El FC Barcelona empató con el Celta y perdió la punta (Reuters/ Miguel Vidal)

El español afirmó que no se siente menos fuerte tras perder el liderato y transitar un presente complicado en el banquillo: “Lo que tengo que hacer es liberar mi conciencia. Y hago todo lo que puedo por ganar los partidos y es lo que más me tranquiliza. A veces los resultados no dependen de mí. El fútbol es como es. Sé que las victorias ocultan muchas cosas y las derrotas conllevan esto”.

Sobre Griezmann indicó: “Solo pueden jugar once. Unas veces van a jugar unos y otras, otros. En cada partido hay que decidir. Pero todos son importantes, todos tienen opciones. Hay jugadores que tienen una especial jerarquía, pero todos es posible que jueguen o no”.

Finalmente, también habló de su próximo rival, el Atlético de Madrid, de Diego Simeone: “Son partidos disputados, difíciles, con alternativas. Son un gran equipo, muy identificado con su manera de hacerlas cosas. Nos van a poner las cosas muy complicadas. El ganar es una cuestión tremendamente decisiva, porque todo puede pasar, pero cada vez se reducen los partidos y el margen es menor”.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

El video del desplante de Lionel Messi al colaborador de Quique Setién que generó controversia en las redes

Con una genialidad de Benzema, el Real Madrid superó al Espanyol y es el único líder de La Liga

Tensión en el vestuario del Barcelona: el cruce entre el plantel y Quique Setién tras el empate ante el Celta de Vigo



MAS NOTICIAS