La intimidad de Marcelo Bielsa en Inglaterra y los secretos de su éxito con el Leeds United

El entrenador argentino arribó a Yorkshire del Oeste hace dos años y cumplió el objetivo por el que fue contratado pero además modificó el pensamiento colectivo

fcristofanelli@infobae.com
Marcelo Bielsa con su mate, libros y apuntes con análisis en el campo de entrenamiento del Leeds United (@LUFC)
Marcelo Bielsa con su mate, libros y apuntes con análisis en el campo de entrenamiento del Leeds United (@LUFC)

No fue en cancha sino gracias a un resultado favorable de uno de sus perseguidores. En cuarentena, sin el calor de sus aficionados, la proeza igualmente tiene el mismo valor. Leeds United ascendió a la Premier League y Marcelo Bielsa se recibió de ídolo en la ciudad.

“Si no aceptan lo que vamos a hacer, pueden irse a hacer otra cosa”. La terminante frase de Bielsa dirigida al plantel del Leeds cuando se presentó a mediados de 2018 e inició su campaña para devolverlo a la Premier fue una muestra gratis de su personalidad y las exigencias que demandaría en el corto, mediano y largo plazo.

El rigor se hizo sentir desde la primera pretemporada, cuando los trabajos físicos fueron modificados completamente respecto a los que encomendaban los entrenadores anteriores (el danés Thomas Christiansen y el inglés Paul Heckingbottom). De dos o tres horas de labores los futbolistas pasaron a ensayar dobles y hasta triples turnos de 12 horas, comenzaban a las 8 de la mañana y finalizaban a las 19 en el predio de Thorp Arch.

Bielsa no montó directamente la concentración allí como sí había hecho en el Lille de Francia pero se cercioró de que sus dirigidos tuvieran todas las comodidades posibles para el descanso entre tareas: camas, área de esparcimiento con mesa de pool, Play Station y otros entretenimientos y piscina. En cuanto a lo personal se armó una oficina con catre, cocina y televisión para desandar gran parte del día.

Algunas pintadas en Leeds son en castellano desde el arribo de Bielsa
Algunas pintadas en Leeds son en castellano desde el arribo de Bielsa

Para los medios británicos era una figura misteriosa y hasta un tanto desconocida hasta ese momento. Enseguida se divulgó que percibiría un salario millonario, pero el rosarino sorprendió a más de uno cuando prefirió alquilar una modesta casa en Wheterby, un pueblo de 20 mil habitantes situado en las afueras de Leeds, antes de permanecer en el lujoso hotel cinco estrellas Rudding Park donde se hospedó recién arribado. La tranquilidad de este lugar conocido por tener un hipódromo probablemente se haya asemejado con la de Máximo Paz, Santa Fe, donde el Loco posee una casa en la que descansa cuando está en Argentina.

Prontamente propios y ajenos fueron adoptando con simpatía su simpleza, alejada de las impresiones y prejuicios que podrían haber tenido por su reputación de tipo seco y distante. A menudo los fanáticos de la zona se lo fueron cruzando en las calles de Wetherby, donde hace sus compras en los supermercados Morrisons o Sainsbury’s, se reúne con los integrantes de su cuerpo técnico en el Costa Coffee, prueba algún plato del restaurante italiano Sant Angelo o rompe la dieta en la panadería Cooplands. Pone el oído para algún comentario y palabra de aliento y se presta para alguna selfie cuando une con sus caminatas de 5 kilómetros el recorrido de su casa con el complejo de Thorp Arch. Ese ejercicio físico funciona como terapia.

12 horas duró la primera reunión en Buenos Aires entre los emisarios del Leeds (el CEO Angus Kinnear y el director deportivo Víctor Orta) para convencerlo de que tomara las riendas. El accionista mayoritario del club, el italiano Andrea Radrizzani, reveló que su elección no sólo se dio por lo deportivo y estratégico sino para revolucionar también el sitio: “Encajó a la perfección en el equipo y la ciudad. Se convirtió en un ícono y lo hizo muy bien. Lo quería a él porque necesitábamos un líder que cambiara la cultura del club y lo consiguió en un solo año”.

El argentino es considerado el máximo estandarte del club tras el ascenso a la Premier League
El argentino es considerado el máximo estandarte del club tras el ascenso a la Premier League

Jugadores a los que los hinchas daban por perdidos, Bielsa los recuperó y exprimió al máximo. Desde el primer partido oficial la energía de los fans, futbolistas y directivos se renovó por completo. Elland Road adoptó al personaje de inmediato con cánticos, pintadas en las calles y hasta respaldo total cuando fue protagonista del escándalo del Spygate, al descubrirse que enviaba ayudante a espiar los entrenamientos de sus futuros rivales. Hasta el famoso comediante Micky Perr, simpatizante blanco, reversionó la canción Bohemian Rapsody de Queen en su honor. Fue una de las locuras que lo rodearon.

El otro punto de inflexión desde que llegó a Leeds y generó controversia fue en uno de los últimos partidos de la temporada pasada, cuando su equipo convirtió un gol con un jugador adversario tirado en el suelo y Marcelo le indicó a sus hombres que se dejaran hacer el 1-1 para dar un ejemplo de Fair Play.

El sueño de ascenso en la 2018/2019 se desmoronó con la inesperada derrota con el Derby County de Frank Lampard en las semifinales de los Playoffs. Cuando muchos anunciaban que ese sería el fin de la era Bielsa en Leeds por el desgaste físico y mental que había provocado en el plantel, Radrizzani lo convenció de continuar y las partes confirmaron la renovación. “Creo que todos nos merecemos otra oportunidad, no podemos dejar esto a medias”, declaró el italiano. Orta, gran responsable de escogerlo como DT, resumió cuánto lo valora en una oración: “Confío plenamente en sus ideas y metodología; es el hombre más listo que conocí en mi vida y no solamente en lo referido al fútbol”.

Una imagen habitual: selfie de Bielsa con una fanática en el supermercado
Una imagen habitual: selfie de Bielsa con una fanática en el supermercado

Esta brillante campaña realizada en uno de los campeonatos más extensos que existen en el mundo del fútbol (en la English Championship participan 24 equipos y para ascender hay que disputar entre 46 y 49 partidos) contradice a lo que muchos detractores le recriminaron siempre a Bielsa: la sobrecarga de esfuerzos, el incendio mental de sus dirigidos y la posterior suelta de mano del plantel. Los referentes se comprometieron con el técnico que mantuvo la base del año anterior para transformar al Leeds en protagonista de principio a fin. Y a diferencia de 2019, en la recta final falló poco y nada.

Ahora el Loco y Leeds tendrán el enorme desafío de competir contra los poderosos de la Premier League. La inyección económica del ascenso significará mucho para rearmar un plantel que necesitará refuerzos de categoría para plantarle cara al Manchester City de Josep Guardiola, el Liverpool de Jürgen Klopp o el Tottenham de José Mourinho. Pero la revolución Bielsa está en su instante más álgido y detrás suyo tiene un pueblo que lo respalda y endiosa.

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

El Spygate, una canción de Queen y el escándalo del Fair Play: las 10 locuras de Bielsa desde su llegada al Leeds

La impactante cifra que Bielsa le hará ganar al Leeds United si logra el ascenso a la Premier League

El desahogo de Bielsa en el final y su respuesta cuando le preguntaron si ya se sentía en la Premier

MAS NOTICIAS