El partido Liberal y la U se fragmentan y le suman apoyos a Gustavo Petro

La suma de dos senadores a la colectividad da un espaldarazo a la estrategia del candidato del Pacto Histórico

Gustavo Petro, Rossvelt Rodríguez y Guillermo García
Twitter - @petrogustavo
Gustavo Petro, Rossvelt Rodríguez y Guillermo García Twitter - @petrogustavo

Una de las colectividades que más fuerza han tomado en la presente campaña presidencial, es el Pacto Histórico. Este movimiento ha logrado adherir a su carrera por la presidencia a diferentes figuras de varios partidos del país. La fragmentación política que vive el país, ha intento ser restaurada por esta fuerza política que no escatima en esfuerzo para reforzar sus componentes desde los diferentes sectores ideológicos que tiene el país.

En las últimas horas el senador y precandidato a la presidencia de la República, Gustavo Petro, anunció las nuevas incorporaciones que tiene el Pactó Histórico. Se trata del senador Roosvelt Rodríguez del Valle del Cauca y Guillermo García Realpe de Nariño. Cabe resaltar que Rodríguez presentó su renuncia al Partido de La U en los últimos días y García hace parte del Partido Liberal.

El precandidato Gustavo Petro resaltó el arribo de los dos senadores y sostuvo: “Guillermo y Roosvelt hoy son de los congresistas más serios de Colombia. Con Roosvelt logramos conformar mayoría en la comisión primera del senado que detuvo en seco al uribismo en su idea de destruir la justicia para la paz.”. Estas adhesiones se convierten en una pieza clave para sumar votantes, además de convertirse en un apoyo en puntos estratégicos en el país, en donde destacan los departamentos del Valle y Nariño.

Los movimientos de Petro también sumaron a los excongresistas Joaquín Camelo, por el partido Liberal en Cundinamarca y Pablo Salamanca, por la misma colectividad en Bogotá. Tras el pronunciamiento, Petro destacó: “Toda la bancada de la U de la comisión primera, hoy hace parte del Pacto Histórico. Tambien Luis Fernando Velasco, del partido liberal, y Alexander López del Polo. No se lo cuentan, pero la bancada mayoritaria de la principal comisión del Senado, es hoy la del Pacto Histórico.”.

La llegada de Rodríguez y García al Pacto, demuestran el álgido momento que atraviesa el partido Liberal. Esta colectividad se encuentra resquebrajada puesto que varios senadores han decidido entregar su apoyo en distintas coaliciones. Algunos miembros del partido han optado por manifestar su simpatía con los miembros del Equipo por Colombia, en donde se encuentra Alejandro Char, Enrique Peñalosa, Federico Gutiérrez y David Barguíl, no obstante, otro sector del Liberalismo ha manifestado que su apoyo estará con Alejandro Gaviria, que busca la candidatura desde la coalición Centro Esperanza, junto a importantes candidatos como Sergio Fajardo, Jorge Enrique Robledo e Ingrid Betancourt que recién arribó.

Por su parte, la U se ha visto seriamente debilitada con la ida de dos de sus senadores más votados, Roy Barreras y Armando Benedetti, a las toldas petristas. Aunque ninguno busca volver al Senado, la esposa de Barreras, Gloria Arizabaleta, sí está en la lista del Pacto.

La polémica dentro del Pacto Histórico

La presentación de las listas al congreso por parte del Pacto Histórico ha generado fuertes polémicas e incluso, comentarios de rechazo en contra del precandidato Gustavo Petro Urrego. Algunos señalan que el líder de la Colombia Humana, está pagando cuotas políticas, esto en referencia a que la presentación de la lista. Petro argumento que la lista era cerrada puesto que esto aseguraría la posibilidad de conseguir más curules, puesto que, con una lista abierta, asegurar una mayoría tanto en cámara alta como cámara baja, sería más complejo.

El senador y precandidato, no ha teniendo en cuenta de donde vienen sus nuevos aliados, afirmando que es momento de unión y que el trabajo debe ser por Colombia, dentro del Pacto Histórico se evidencian distintos cortes políticos. Uno de los posibles arribos más polémicos, fue el del exgobernador Luis Pérez Gutiérrez, aunque muchos afirman que su labor dirigencial es importante para la colectividad, otros rechazan su posible adhesión por su pasado en la alcaldía de Medellín, en donde se señaló que durante su mandato fue permitida la ejecución de la Operación Orión, acción que cobró la vida de muchos jóvenes de la zona y fue ampliamente rechazada por favorecer presuntamente al paramilitarismo.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR