Dictan casa por cárcel a miembros de la ‘primera línea’ en Bogotá

La Fiscalía apelará la decisión al considerar que los cinco jóvenes merecen ir a la cárcel

Miembros de la Primera Línea equipados con cascos y escudos en la Av. Suba con Cali, Bogotá. / Colprensa
Miembros de la Primera Línea equipados con cascos y escudos en la Av. Suba con Cali, Bogotá. / Colprensa

Cinco miembros de la ‘primer línea’ fueron condenados a casa por cárcel, luego de ser acusados de terrorismo y otros varios crímenes durante las protestas que se presentaron en Bogotá el pasado 31 de julio y 9 de agosto.

La decisión se conoce luego de que el juez 28 de garantías legalizó la captura de Maura Valentina Díaz Flórez, Jonatan Steven Cortés Aldana (alias Z-11) y Karina Yurley Cepeda Andrade (alias Karo), aprehendidos en la localidad de Suba de la capital, junto a Andrés Felipe Rodríguez Chávez (alias Gato) y Julián Andrés Moreno Otero (alias Flaco), que quedaron a disposición de las autoridades en Engativá y en la 71 con Avenida Caracas.

Los jóvenes capturados al parecer habían protagonizado hechos violentos en contra de efectivos de la Fuerza Pública, especialmente policías y miembros del Escuadrón Móvil Anti Disturbios de la Policía Nacional (ESMAD), pero también contra la infraestructura y mobiliario urbano de la ciudad. Los hechos han sido comprobados por la Fiscalía General de la Nación que anunció apelará la decisión ya que consideran que la medida no es suficiente teniendo en cuenta que pusieron en riesgo la vida muchos ciudadanos y policías, además, en la audiencia no mostrar arrepentimiento y en cambio, se rieron de la decisión.

Entre las pruebas, de acuerdo con Noticias RCN, se encuentra la grabación de una llamada de un conductor de SITP al 123, pidiendo ayuda debido a que esta siendo víctima de los jóvenes, que procedieron a vandalizar el transporte que iba conduciendo.

“Por favor me mandan la Policía urgente que están rompiendo el carro acá”, se escucha en el audio mientras los pasajeros están angustiados de ser lastimados; y posteriormente el conducto advierte “Mándeme a la policía urgente por favor. Hay una niña, por favor”.

Otras pruebas que se presentaron fueron los relatos de personas que evidenciaron las actuaciones de los jóvenes y personas que fueron vulneradas por este grupo que se dio a conocer en el paro nacional.

“En ese momento sentí temor y zozobra por mi vida, porque si me bajaba del vehículo me mataban y sí me quedaba podía morir producto de las llamas que esos bandidos me estaban tirando al interior del vehículo. En seguida, llegó un individuo de casco blanco y chaleco, manifestándome que si no me bajaba del vehículo podía morir y en ese momento decidí salir corriendo, ellos me persiguieron con machetes y lanzándome piedras”, expresó un policía que fue atacado con una bomba molotov mientras conducía una patrulla.

Además, el ente acusador dio a conocer audios donde los acusados planeaban atacar a miembros de la policía. “Todo copas, que ese pirobo cae y lo vamos a quemar, se van a enterar qué es meterse con la Primera Línea, vamos a quemar ese CAI a punta de molochas, el próximo que cojamos y logremos tumbar se lo quitamos hasta las medias”, se escucha en uno de los audios.

Recordemos que hace unas semanas este grupo fue relacionado con el ELN. En una investigación presentada por la revista Semana, se confirmaría la visita de jóvenes de las universidades Nacional sede Bogotá, Univalle e instituciones del Eje Cafetero al campamento de alias ‘Fabían’, máximo cabecilla del Ejército de Liberación Nacional (Eln), quien fue abatido en Chocó en septiembre pasado, en donde recibieron adoctrinamiento y capacitación, además de la entrega de dinero en efectivo.

“Las evidencias digitales encontradas en las operaciones realizadas contra alias Fabián confirman que este cabecilla venía financiando los denominados puntos de resistencia barriales y primera línea, con el fin de promover el terrorismo de baja intensidad contra las autoridades, entes gubernamentales y establecimientos comerciales”, comentaron las Fuerzas Militares a Semana.

Según la revista, esta información fue comprobada por medio de testimonios de jóvenes que fueron capturados dentro de las protestas. Las investigación revelaron que alias Fabián entregó $270 millones en efectivo para financiar las protestas que se vivieron en Cali y en Medellín.


SEGUIR LEYENDO

Porcentaje de impunidad en casos de asesinatos de periodistas se acerca al 80 %, alerta la Flip





TE PUEDE INTERESAR