Asesinan a Cecilia Valderrama, líder social de Chaparral, Tolima

La mujer fue baleada por criminales que aún no han sido identificados. Además, presentaba muestras de maltrato y signos de acceso carnal violento.

Sigue aumentando la cifra de líderes sociales asesinados en Colombia. Este 13 de mayo se hizo público que hace dos días unos criminales, que no han sido identificados, asesinaron a una activista del Cañón de las Hermosas, ubicado en Chaparral (Tolima). Se trata de Cecilia Valderrama, quien hacía parte de la Asociación de Mujeres de la vereda El Escobal (Asmues) e impulsaba varios proyectos productivos en la región.

El hecho fue dado a conocer por el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz), que asegura que la mujer desapareció desde el martes 11 de mayo. Allegados a Valderrama aseguran que ella estaba en su casa y alrededor de las 6:30 p. m, recibió una llamada en la que le avisaban de una encomienda que estaba esperando. Ella fue a buscarla a un paradero de buses cercano pero no volvió.

Ante este hecho, los vecinos de Valderrama organizaron un bloque de búsqueda pero no lograron dar con su paradero durante la noche. La labor de reactivó en la mañana del miércoles, pero era demasiado tarde, pues encontraron su cuerpo con varios impactos de bala tirado en un potrero.

“Muy a la madrugada reiniciamos las labores de búsqueda, en compañía de la gobernadora con la comunidad indígena y campesina. Sobre las 8:30 de la mañana, tristemente encontramos a nuestra líder, tirada en un paraje sin signos vitales y esto tiene a la comunidad bastante consternada y preocupada en el corregimiento de Las Hermosas, porque no sabemos qué está pasando”, contó Norberto Fernández, presidente de la junta de acción comunal (JAC) del corregimiento a Radio Nacional.

Se detalló que mientras las autoridades realizaban el levantamiento del cadáver, la guardia indígena de la zona custodió el área.

Además del miedo por el recrudecimiento de la violencia, en Chaparral la comunidad asegura estar triste por la muerte de la lideresa. Valderrama era madre de cuatro hijos, y además de ser un pilar en su familia, lo era en su comunidad. Ella adelantaba proyectos relacionados a la apicultura, la siembra de café especial y viviendas de interés social que se esperaba que beneficiara a al menos diez familias.

“Cecilia era una líder, una mujer campesina que no tenía problemas con nadie, vivía en su finca con su esposo y es triste que, este mes de mayo, cuando se festeja el Día de la Madre, la comunidad esté de luto, por la muerte tan extraña de Cecilia” — Norberto Fernández, presidente de la JAC de las Hermosas.
“Rechazamos con mucho dolor lo que sucedió con la compañera Cecilia, porque le quitaron de la manera más cruel la vida, a una mujer, madre, compañera y amiga, a las mujeres nos duele muchísimo que este tipo de cosas estén sucediendo en nuestro territorio” — Yuri Poloche, gobernadora de la parcialidad indígena Escobal.

Además de los allegados a la líder, representantes de organizaciones sociales del país también se pronunciaron al respecto:

“Condenamos asesinato en Chaparral, Tolima, de Cecilia Valderrama, defensora de derechos humanos. Exhortamos a que se investigue, juzgue y sancione a los responsables. Nos solidarizamos con sus familiares y con la Asociación de Mujeres de El Escobal” — Juliette de Rivero, representante de la oficina de Derechos Humanos de la ONU en Colombia.
“Colombia: Mi condena por el homicidio de la reconocida defensora de derechos humanos, Cecilia Valderrama, en Chaparral, Tolima. Urge que el Gobierno nacional tome medidas serias para proteger a los líderes sociales y frenar estos asesinatos constantes en el país” — José Miguel Vivanco, director ejecutivo para las Américas de Human Rights Watch.

Aunque por el momento no hay muchos avances en la investigación, la Policía de Chaparral asegura que ya está trabajando en el caso junto al Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía General de la Nación. Lo único que las autoridades revelaron es que la mujer presentaba muestras de maltrato y signos de acceso carnal violento.

Hay que mencionar que según Indepaz, con este serían 63 los casos de asesinatos contra líderes sociales colombianos en lo que va del año. Además, indicó que desde la firma del Acuerdo Final de Paz van 1179 víctimas.

Teniendo esto en cuenta, la Red de Mujeres Chaparralunas por la Paz emitieron un comunicado en el que, además de rechazar este hecho en particular, pidieron que se active la Comisión Intersectorial para la Respuesta Rápida a las Alertas Tempranas (CIPRAT) y el Subcomité para la Prevención y Erradicación de todo Tipo de Violencia de Género para evitar casos de este tipo.

SEGUIR LEYENDO: