Tres policías y un líder ambiental fueron asesinados el viernes en Norte de Santander y Antioquia

A dos patrulleros los mataron en Tibú cuando acompañaban un evento de paz. En Medellín ultimaron al otro uniformado junto con un ambientalista que era su vecino

Los crímenes ocurrieron en Santander y en Antioquia. Foto: EFE - Ernesto Guzmán Jr - Archivo
Los crímenes ocurrieron en Santander y en Antioquia. Foto: EFE - Ernesto Guzmán Jr - Archivo

El viernes, en dos atentados diferentes con grupos de hombres armados, fueron asesinados tres policías y un líder ambiental, en el occidente y el oriente colombiano.

Uno de los crímenes ocurrió en el municipio de Tibú (Norte de Santander), cuando las víctimas, los patrulleros Edwar Torres y Deybi Mora, acompañaban una velatón por la paz que se realizaba en el parque principal de esa población.

En la emisora Caracol Radio informaron que los uniformados se encontraban en un establecimiento en inmediaciones del lugar en el que se llevaba a cabo la actividad, cuando dos hombres que se movilizaban en una motocicleta les dispararon con armas cortas.

En el ataque armado también resultó herido el capitán Carlos Eduardo Vanegas de la Seccional de Inteligencia Policial (Sipol).

Por este hecho violento, se pronunció el director de la Policía Nacional, el general Jorge Luis Vargas: ”Nos duele a todos. Nuevamente estamos de luto en Tibú donde fueron vilmente asesinados dos compañeros policías que cumplían con su deber constitucional. Descansen en paz. Sentido mensaje de condolencias a sus familias”.

El alto oficial también señaló que en esa institución estaban pendientes de la evolución del estado de salud del capitán que también resultó herido en el ataque armado.


<b>Balean a un patrullero y a su vecino ambientalista en Medellín</b>

Entre tanto, en el otro extremo del país fueron asesinados el patrullero Wilder Romo Durango y su vecino Mauricio Valencia, un líder ambiental que era el director de la Corporación Ambiental Nuestra Tierra.

En la emisora Blu Radio informaron que el hecho ocurrió en Medellín, exactamente en el sector de ecoaldea del corregimiento de Santa Elena, en Medellín (Antioquia).

Allí un grupo de cinco hombres con fusiles llegaron hasta la casa del uniformado, al que balearon delante de su esposa y sus dos hijos menores de edad, luego de que el patrullero abriera la puerta de su vivienda para responder el llamado al llamado a la puerta que realizaron sus victimarios.

El medio radial señaló que el líder ambiental Mauricio Valencia, que vivía contiguo al uniformado, salió a observar que había ocurrido, pero también fue baleado, al parecer, por ser testigo del crimen.

La emisora RCN Radio citó el informe que realizó la Secretaría de Seguridad de Medellín sobre este doble homicidio: “Siendo las 19:28  horas se realizó la inspección técnica de un profesional en servicio de policía, de 35 años, quien presenta heridas ocasionadas con arma de fuego, y una persona de 44 años universitario, quien presenta heridas ocasionadas con arma de fuego. Como información preliminar, se pudo conocer que las víctimas vivían en domicilios diferentes y varios sujetos llegaron disparando”.

Del patrullero Wilder Romo Durango se conoció que estaba adscrito al CAI La Milagrosa de la Policía Metropolitana de la capital de Antioquia.

“Hoy, la Institución y todos nosotros lloramos la pérdida de un héroe, quien estuvo siempre dispuesto a servir a la patria a través de su importante rol. Así mismo, extiendo mi sentir a la familia de Mauricio Valencia, ciudadano que también resultó como víctima de este acto infame”, dijo José Acevedo, secretario de Seguridad de Medellín.

Sobre el líder ambientalista, en RCN Radio citaron el texto de su perfil profesional que está en la web de la corporación que dirigía: “Diplomado en Boston en Negocios Internacionales.  Múltiples cargos gerenciales en las industrias de finanzas, hotelería y turismo.  Fluido en Inglés, Español, y Francés.  Apreciar las diferencias culturales y ayudar a enriquecer el conocimiento y entendimiento entre gentes diferentes son sus metas personales y profesionales”.

Por este doble crimen las autoridades ofrecieron una recompensa de hasta 100 millones de pesos por información que permita la captura de los asesinos de estas dos personas.


<u><b>SEGUIR LEYENDO:</b></u>