“En Colombia no valoran mi papá, como se debe, en Argentina es totalmente diferente”: hija del ‘palomo’ Usuriaga

Dayana Usuriaga recordó al histórico delantero 17 años después de su asesinato.

Albeiro el “Palomo” Usuriaga tenía 37 años cuando fue asesinado por sicarios en Cali.
Albeiro el “Palomo” Usuriaga tenía 37 años cuando fue asesinado por sicarios en Cali.

La vida de Albeiro el ‘palomo’ Usuriaga estuvo enmarcada por los contrastes. El excéntrico jugador colombiano se llevaba los focos de las polémicas, pero hacía que los aficionados las olvidaran, por un momento, cada vez que tenía la oportunidad de hacer maravillas dentro del campo de juego.

Vistió las camisetas de equipos como el América de Cali y Atlético Nacional, donde hizo parte de la nómina que conquistó la Copa Libertadores de 1989; brilló en Independiente de Avellaneda y vivió momentos de ensueño con la selección de Colombia, como el que protagonizó en el repechaje rumbo a Italia 1990, cuando anotó el gol ante Israel que inclinó la balanza a favor de la ‘tricolor’ y fue suficiente para lograr la clasificación.

Este jueves, 11 de febrero, se cumplen 17 años de la muerte del histórico jugador, a manos de un hombre que le disparó, en el barrio 12 de Octubre, en Cali. En la memoria de sus seres queridos permanece su alegría y su espontaneidad, recuerdos que permiten que se mantenga vivo, como lo expresó su hija Dayana, en las últimas horas.

“La mayoría de cosas que sé de mi papá, me las han contado mis tías y mi abuela. Es una lástima que yo fuera tan pequeña (siete años) cuando murió. Recuerdo que me llevaba al colegio en bicicleta, porque estudiaba cerca a la casa; tampoco permitía que le pidiera dinero, ni a él ni a mi mamá. Son recuerdos borrosos, pero siempre fue especial conmigo”, relató en diálogo con el portal web del Gol Caracol.

La hija del célenre delantero subrayó que el ‘palomo’ no tiene el reconocimiento que merece, en Colombia; un contraste con lo que sucede en la nación del tango y los asados. “En este país no valoran a mi papá, como se debe, en Argentina es totalmente diferente. Me llegan mensajes de allá, incluso de jóvenes que estaban chiquitos cuando murió. Es un ídolo y muchas personas me cuentan anécdotas o me manifiestan que lo recuerdan con cariño”, expresó.

Dayana contó alguna de las razones por las que cree que Usuriaga se erigió como leyenda en el balompié gaucho y que permiten que hoy, casi dos décadas después de su fallecimiento, le sigan rindiendo sentidos homenajes.

“Me piden mi correo para enviarme cuentos sobre y sé que alguien está haciendo un libro. Allá siempre lo van a recordar. Hace un año le hicieron un documental y tuve la posibilidad de verlo en la web. Son expresiones del afecto que le tienen, en cambio, en Colombia, no se ha visto nada de eso”, aseveró en la entrevista con el Gol Caracol.

Le puede interesar: