Aprueban ambicioso plan de reactivación en Colombia por $135 billones

Los recursos tendrán como prioridad la financiación de proyectos en los sectores de vivienda, infraestructura vial y de servicios públicos, salud, educación, actividades artísticas, desarrollo agropecuario y desarrollo digital.

El plan de políticas estratégicas aprobado hoy por el Consejo Nacional de Política Económica y Social (CONPES), contará con inversiones por más de $135 billones, y será ejecutado en alianza con el sector privado.

El Gobierno nacional busca generar dos millones de empleos, afianzar el apoyo a los hogares y las empresas, rescatar el crecimiento de la economía de manera sostenible e incluyente, y garantizar la vacunación de 35 millones de colombianos.

Este paquete de medidas, denominado “Nuevo Compromiso por el Futuro de Colombia”, fue construido con aportes de más de 500 participantes, incluidos el Consejo Gremial Nacional y el Consejo Privado de Competitividad.

“Este plan permitirá al gobierno de Iván Duque actuar con rapidez y eficacia para continuar reparando los estragos económicos y sociales causados por la pandemia del coronavirus”, señaló el Departamento Nacional de Planeación (DNP).

Los recursos tendrán como prioridad la financiación de proyectos en los sectores de vivienda, infraestructura vial y de servicios públicos, salud, educación, actividades artísticas, desarrollo agropecuario, desarrollo digital, también se destinarán a la entrega de transferencias monetarias a los hogares más pobres y vulnerables a través de los diferentes programas sociales.

Financiación

Para garantizar el cumplimiento de los objetivos de crecimiento y empleo, las entidades públicas involucradas en la estrategia de reactivación implementarán acciones habilitantes que dispondrán de una financiación total de $3,8 billones.

Se destinarán $669.894 millones para detener y mitigar el incremento de la pobreza y vulnerabilidad económica de las familias, causado por la emergencia de la covid-19.

Enfrentar la destrucción de empleos generada por el impacto de la pandemia requerirá $662.190 millones. La recuperación del sector productivo necesitará $2,2 billones. El fortalecimiento institucional y la articulación de los distintos instrumentos de la política económica y social tendrá el aporte de $307.727 millones. El impulso al desarrollo digital recibirá $1.067 millones.

Esta hoja de ruta para consolidar la recuperación de la economía, el empleo y la salud de los colombianos tiene un horizonte de seis años, que empieza en 2021 y finaliza en 2026.

Más de $135 billones para la recuperación

Los $135 billones del plan “Nuevo Compromiso por el Futuro de Colombia” equivalen al 12,5% del Producto Interno Bruto (PIB) actual del país.

• El 7,2 % del Plan de Inversiones se destinará a la construcción de vivienda, actividad crucial para la generación de empleo y la reactivación de la demanda en distintos sectores de la producción y el comercio. Cabe señalar que, el sector de la construcción abarca cerca del 50% de la demanda de materiales de la industria nacional.

• Otros $57 billones, correspondientes al 42,4 % del presupuesto establecido, estarán dirigidos a transporte, recursos que contribuirán a elevar la productividad futura de la economía y el desarrollo regional.

• Por otra parte, unos $35 billones, equivalente al 26,3%, se invertirán en el sector de minas y energía.

• El 15,8%, equivalente a $21,3 billones, se concentrará en la financiación de proyectos en el sector agropecuario, deportes, entre otros.

• El 3,9 % del plan, unos $5,2 billones, se destinará al sector de educación.

A los programas sociales que involucran transferencias de recursos a los hogares más pobres y vulnerables, principalmente al Programa Ingreso Solidario, se dirigirán cerca de $4,4 billones, equivalentes al 3,3%.

Este compromiso incluye acciones para proteger a la población migrante que será regularizada con el Estatuto de Protección Temporal.

Como respuesta a los problemas generados por la pandemia el CONPES definió, entre otras, las siguientes acciones de política económica y social que apoyarán el desarrollo del Plan de Inversiones y facilitarán su puesta en marcha.

Las principales acciones para beneficio de los hogares más vulnerables son las siguientes:

• La integración y actualización de datos de la Plataforma de Transferencias Monetarias y el Registro Social que incluye a la población migrante.

• El seguimiento y búsqueda activa de la población desescolarizada.

• Los auxilios económicos para el pago de la matrícula de los jóvenes en instituciones de educación superior públicas.

• El plan de información y divulgación sobre los beneficios y el proceso de vacunación contra la covid-19.

Le puede interesar:

TE PUEDE INTERESAR