En audiencia de revocatoria, Claudia López presentó un balance de su gobierno y advirtió “ que sea la última vez que tengo que quitar tres horas de mi tiempo de cuidar a Bogotá por atender las iniciativas de unos políticos”

La mandataria explicó por qué, un año después de su gobierno, los resultados no son como los pintan. Y más después de una pandemia, que hoy ha dejado más de 12 mil muertos y que la llevó a transformar su administración.

Este lunes 25 de enero, se llevó a cabo la audiencia pública de revocatoria de la alcaldesa de Bogotá Claudia López.

En un evento que pasó las dos horas, estuvieron de un lado, Claudia López a través de una pantalla por internet y del otro, José Miguel Santamaría y Nidia Esperanza Monroy, voceros de los dos comités de revocatorias que terminaron unidos presencialmente en una audiencia pública.

Monroy fue la primera en tomar la palabra y aprovechó para mostrar el plan de gobierno de López, tildándolo de ‘inviable’. La vocera manifestó las inconformidades contra la dirigente, entre las cuales resaltó: omitió su deber de ejercer autoridad, desconoció la metirocracia, destruyó el sistema de pesos y contrapesos, nunca atendió el bien general o bien común, incumplió su mandato de consulta anticorrupción, entre otras.

Asimismo, denunció que la mandataria incumplió su mandato de consulta anticorrupción y en temas concernientes al metro, TransMilenio, poner fin a la pobreza, al hambre, cero tolerancia a la corrupción y la Séptima se respeta.

Por su parte, Santamaría Gómez comenzó su presentación hablando de los incumplimientos e inconformismos de la mandataria, entre esos el propósito de meritocracia inscrito en el programa de gobierno, manifestando que hay mas de 50 personas que hoy trabajan en la alcaldía y fueron contratados por contratación directa, incumpliendo los procesos de meritocracia.

“Muchos nombramientos por contratación directa, sin proceso, solamente porque hay cercanía con familiares de dirigentes y congresistas de la Alianza Verde y con personas que ayudaron con la campaña”, agregó el vocero.

La respuesta de López

López escuchó atentamente los puntos de ambos voceros y las razones que los motivaron a iniciar el plan de revocatoria, y cuando llegó su turno, la mandataria explicó por qué, un año después de su gobierno, los resultados no son los esperados y más, después de una pandemia que hoy ha dejado más de 12 mil muertos y que la llevó a transformar su administración.

En primera instancia, la alcaldesa se refirió a la emergencia sanitaria por la que atraviesa la humanidad, la cual, día a día provoca el riesgo de muertes masivas y “no es un juego”, señalando que aún no llegan las primeras vacunas al país, pero sí está avanzando en los procesos de revocatoria, lo cual desvía la prioridad en estos momentos.

“Apreciados bogotanos y apreciados colombianos, lo que nos convoca es la vida. Lo que Bogotá necesita en estos momentos es cuidado de la vida ante todo, necesita es unidad para enfrentar el riesgo a la muerte masiva, no divisiones inútiles”, manifestó la mandataria al inicio de su intervención.

Respecto al incumplimiento de su plan de gobierno, López se defendió señalando que la capital está pasando por una pandemia y eso la ha llevado a cumplir “dos programas de gobierno en un solo año”, eso si, sin descuidar las prioridades que los ciudadanos eligieron en las urnas.

Sobre las medidas que su gobierno ha tomado para mitigar los efectos de la pandemia, la funcionaria dijo que “si no hubiéramos hecho cuarentena habría habido 40 mil muertos. No los hubo por el sacrificio enorme del personal de la red hospitalaria”.

También habló sobre sus logros en un primer año atípico de gobierno que sorprendió a todos los alcaldes y gobernadores del país por la pandemia. Entre ellos, destacó el incremento en un 160% de camas UCI en la capital y que Bogotá tenía dos laboratorios aptos para pruebas covid, pero hoy hay 23.

“Hoy tenemos 2.437 unidades, de las cuales 2.023 solo exclusivamente para atender pacientes covid”, agregó.

Por otro lado, se refirió a las ayudas económicas a familias vulnerables y a las mujeres jefes de hogar y aquellas que deben cuidar a sus familias y por eso no pueden estudiar ni trabajar.

También destacó las ayudas a los jóvenes para que puedan regresar a estudiar, señalando que hay 6 mil nuevos estudiantes en el sistema público, además de los más de 20 mil cupos en educación superior que se están entregando.

”Es una auténtica revolución social. Es la primera vez en la historia en la que no se habla de educación pública gratuita, sino que se da educación pública gratuita”, aseguró.

La mandataria recordó que, durante la pandemia se han perdido 50 mil empresas en Bogotá, razón por la cual buscan apostarle a la reactivación económica por medio de su programa, el cual va a generar 300 mil empleos este año.

También mencionó el inicio de los trabajos del metro de Bogotá, que generará más de 13 mil empleos, además de la calle 13, la ALO Sur-Norte, el corredor verde de la Séptima, entre otros.

En seguridad, Claudia López reconoció que no fue un año fácil para la capital, pues en vez de aumentar el numero de uniformados, se disminuyeron, señalando que esto también tuvo que ver con las medidas de bioseguridad que se tomaron por la pandemia, pues no estaban habilitados los cursos de formación.

“Somos la ciudad con menos uniformados por cantidad de habitantes. De 19 mil policías hace unos años, hoy tenemos 16 mil″, dijo.

Al referirse a los hechos del 9 y 10 de septiembre, cuando en medio de las protestas por la muerte de Javier Ordóñez en medio de un operativo de policial, murieron 10 jóvenes, la mandataria señaló que “a la institución de la Policía la queremos y la respetamos, pero a los policías que abusan los judicializamos”

Para terminar con su intervención, la mandataria expresó su inconformidad con la audiencia que busca revocarla, advirtiendo que “hoy fue la primera y la última vez que quito tres horas de mi tiempo de cuidar a Bogotá por atender las iniciativas de unos políticos”.

Le podría interesar