En Uruguay, “no hay niños en situación de calle”, dijo una funcionaria del gobierno ante la ONU

Según datos del Ministerio de Desarrollo Social, unos 1.168 niños pasaron al menos una noche en algún refugio durante el 2021

En abril de 2021 ya eran 772 los ingresos contabilizados de niños o adolescentes en situación de calle que el Mides debió atender. Foto: Javier Calvelo
En abril de 2021 ya eran 772 los ingresos contabilizados de niños o adolescentes en situación de calle que el Mides debió atender. Foto: Javier Calvelo

Una delegación del gobierno uruguayo compareció ante el Comité de Derechos Humanos de Naciones Unidas (ONU) para contestar las consultas de los expertos del organismo sobre la situación de los derechos humanos en el país. Esto ocurre luego de que un conjunto de organizaciones sociales presentaran un informe en el que reclaman por omisiones del Estado en materia de derechos humanos.

Al abordarse el tema de personas en situación de calle, la directora de Promoción Sociocultural del Ministerio de Desarrollo Social (Mides) dijo que en Uruguay “no hay niños en situación de calle” y que los datos fueron malinterpretados.

Según datos del Mides a los que accedió El País, unos 1.168 niños pasaron al menos una noche en algún refugio durante el 2021, cifra que duplica la cantidad de menores de edad sin techo registrada el año anterior.

Además, en abril de este año ya eran 772 los ingresos contabilizados de niños o adolescentes en situación de calle que el Mides debió atender. Es decir, si la tendencia se mantiene, este año la cifra romperá un nuevo récord.

Un conjunto de organizaciones sociales presentaron un informe en el que reclaman por omisiones del Estado en materia de derechos humanos. Foto: Camilo dos Santos
Un conjunto de organizaciones sociales presentaron un informe en el que reclaman por omisiones del Estado en materia de derechos humanos. Foto: Camilo dos Santos

Durante la comparecencia, una de las integrantes del comité cuestionó el manejo de las cifras sobre pobreza infantil y niños en situación de calle e hizo referencia a los datos mencionados. “¿Por qué no difunden esta información?”, preguntó.

La directora de Promoción Sociocultural del Mides, Rosa Méndez, justificó diciendo que el dato fue “malinterpretado” porque solo representa los niños o adolescentes que pasaron al menos una noche en centros nocturnos y eso puede ser por distintos motivos, como por ejemplo de violencia doméstica. En tanto, aseguró que en Uruguay “no aumentó la cantidad de niños en situación de calle” porque “no hay niños en situación de calle”.

El director nacional de Empleo del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, Daniel Pérez, reconoció que la pobreza infantil es un problema y que, aunque cayó en 2021, “no se alcanzaron los niveles prepandemia”.

Si se compara la cantidad de niños que pasaron al menos una noche en refugios del Mides durante los últimos siete años existen varias diferencias. En 2014 fueron 772, número que fue disminuyendo hasta llegar al mínimo de este período, registrado en 2017: 453. Desde ahí la cifra solo fue en aumento hasta llegar a los últimos datos compartidos que alcanzan los 1.168 casos.

Libertad de Prensa

También se trató el tema libertad de prensa. Desde las organizaciones civiles que presentaron el informe se denunciaba que “las personas periodistas y los medios de comunicación en Uruguay se han convertido en un objetivo de ataque de grupos intolerantes, que hostigan y hasta criminalizan al periodismo y las opiniones disidentes, atribuyendo a sus coberturas una intencionalidad partidaria, un interés personal o la pertenencia a intereses foráneos”, según informó La Diaria.

La respuesta dada por parte de la vicecanciller, Carolina Ache, fue que en Uruguay no existe ningún mecanismo de censura y que el gobierno respeta la libertad de expresión. También recalcó que no hay casos de agresión física, secuestros ni muertes de periodistas.

Sin embargo, mencionó que puede haber “situaciones puntuales donde se interpreta que ha habido amenazas u otros hechos”: “Debemos reafirmar, con toda rotundidad, que las autoridades en Uruguay rechazan cualquier acción que pueda tener como fin ejercer coerción o presión indebida sobre los periodistas”, añadió Ache. Según la vicecanciller, “no es razonable afirmar que en Uruguay hay una degradación de la libertad de prensa”.

Según el último informe publicado por Reporteros Sin Fronteras (RSF) en Uruguay hubo un retroceso en materia de libertad de prensa que llevó al país a pasar del puesto 18 al 44 en un año. Al ser compartidos los datos, el ministro de Educación y Cultura, Pablo da Silveira, tuiteó que “Uruguay no tiene un problema con la libertad de prensa. Reporteros Sin Frontera tiene un problema con su metodología”.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR