Verónica Guerman / Teleshow
Verónica Guerman / Teleshow

Ellos están juntos hace once años. Sin embargo, desde hace más de dos que no se ven. Aunque para muchos pueda resultar extraño, ellos se aman y eligen estar en pareja, más de allá de los más de nueve mil kilómetros que los distancian. Luciano “el Tirri” Giugno y Mariela “Mimi” Alvarado, un amor que va más allá de lo convencional.

“Hace más de dos años que no nos vemos, pero seguimos juntos”, afirmó a Teleshow la panelista de Confrontados y explicó cómo funciona la pareja: “Son once años de relación, dos a la distancia donde no la sentí mucho, porque (él) siempre está presente, es atípico para mucha gente que duda que una relación pueda subsistir, pero cada persona y cada pareja es un mundo y Luciano y yo pasamos por muchas etapas, uno se va conociendo, la relación va mutando, se hace mas fuerte porque se conoce a la persona, conoce todos los costados y no hay por qué fingir”.

Para la periodista, la relación que tienen con el primo de Marcelo Tinelli “va más allá del sexo” y se trata de “algo más profundo”. Es por eso que define a la pareja como “cómplices, compañeros y familia”: “Hay mucho amor y hay una cosita que se va apagando, pero cuando se apaga una cosa, se prende otra, y eso nos hace más fuertes”.

El Tirri había vivido más de diez años en Los Ángeles durante los ’90 y hace más de dos decidió volver. Allí tiene a sus padres y hermanos y trabaja en un estudio de producción haciendo música para comerciales. “Lo vivimos como queremos y como podemos, como se da, hubo cosas que hicieron que no estemos juntos, pero no quiere decir que estemos separados”, dijo la ex Bailando y aseguró que si lo estuvieran, sería la primera en contarlo.

¿Hay exclusividad? “No se plantearon promesas de fidelidad ni de pareja abierta ni nada, no está hablado, fluimos sin cuestionarnos nada de nada. Yo antes sí era muy celosa y cambié, ahora vivo el día a día y dejo que la cosa fluya, no nos matamos a preguntas porque sino no sé qué hubiese pasado”.

Respecto a qué hace el otro, admitió que prefiere no saber ni preguntar y afirmó que su relación está a otro nivel y que va “más allá de la fidelidad o de una pareja abierta”: “No se habla sobre si quiero estar con otra gente, si él está con alguien allá él, si no me entero está todo bien y si me entero capaz que también, pero estamos relajados. Cuando se de el reencuentro no le voy a preguntar con quién estuvo y él tampoco, cada uno si hizo algo sabe por qué lo hizo y si no lo hizo también. Es una relación atípica a la distancia”.

Sobre el sexo, dijo que se considera “rara” y que puede “durar muchos años sin hacer nada”: “No me voy a morir, nadie se muere sin sexo y si se despiertan ganas de algo, sé muy bien como resolver. Con Luciano la relación va más allá de eso, es más profundo todo”.

“Sé muy bien como sacarme las ganas si en algún momento tengo necesidades. Pero el sexo no es mi prioridad, estoy enfocada en nuevos proyectos, en organizarme, en organizar mi cabeza, elegir, vivir el día a día como yo sienta y quiera sin dañar a nadie y vivir feliz, plena, en paz y sin culpas, siendo yo y fluyendo”, cerró al respecto Mimi.

Consciente de que para muchos puede parecer extraño mantener una relación a distancia, afirmó que no le preocupan las críticas: “No todos tenemos la misma cabeza y no todos pensamos igual, uno tiene que hacer lo que quiera, lo que sienta y acá hay dos protagonistas, él y yo, los demás que opinan son de palo y poco me interesa. Decido salir un poco del sistema social en algunas cosas, como por ejemplo en esta, no tengo que tener una relación en la que vea a la persona todos los días porque sino la gente va a decir que no tengo una relación”.

SEGUÍ LEYENDO