Anna Chiara, en comunicación via Skype.
Anna Chiara, en comunicación via Skype.

Anna Chiara lo dijo ella misma:

“Que si bien desde hace algún tiempo, y ante diversas afrentas mediáticas de mi propio padre y terceros, he venido esbozando en primera persona parte de los hechos que tiñeron de sombra mi niñez y que hoy siguen atravesando mi vida entera, he decidido formalizar la denuncia contra mi progenitor, Sr. Horacio Ricardo Biasotti, plasmando con el mayor detalle que el dolor, la vergüenza y el miedo de antaño me permitan, todas las cuestiones...”

El párrafo es el primero en la presentación de 20 páginas que hizo esta mañana Anna Chiara, patrocinada por los abogados Claudio Calabressi y Paula Ojeda. El sorteo de la Cámara Criminal y Correccional determinó el juzgado que investigará la denuncia, el número 43, con el juez Pablo García de la Torre. Pidió ser considerada como parte querellante en la causa y que su padre sea detenido, los abogados adujeron un claro riesgo de fuga de cara a una elevada pena posible. No es para menos: la imputación formulada contra Biasotti es de abuso sexual gravemente ultrajante agravado por la relación de parentesco y corrupción de menores. El padre de Anna Chiara puede enfrentar una sentencia de más de 20 años.

Anna Chiara había hecho videos y declaraciones sobre el tema, lo había meditado todo el año. La denuncia llega por una nueva decisión de su parte. Hoy, la joven de 18 años, hija de Andrea del Boca, está contenida por una psicóloga. Desea declarar en la causa, dicen fuentes cercanas a su denuncia, pedirá hablar en el contexto de una cámara Gesell para relatar lo que sufrió. Los hechos de los que asegura haber sido víctima comenzaron “cuando solo era una niña” hasta “mis 8-9 años de edad”.

La primera página de la denuncia presentada por Anna Chiara y sus abogados.
La primera página de la denuncia presentada por Anna Chiara y sus abogados.

La denuncia también habla del contexto de los hechos: la propia cama matrimonial de Biasotti en su departamento, cuando Anna Chiara iba a dormir allí. Diez años después, la joven hace descripciones claras, hechos que incluyen supuestos tocamientos. Las acusaciones, por lo pronto, no hablan de un acceso carnal.

La cámara Gesell, entonces, se convertirá en una prueba clave, como lo fue en el caso del futbolista Jonathan Fabbro, condenado a 14 años por abusar de su ahijada. Permitirá establecer con certeza, por ejemplo, la inexistencia de elementos de fabulación y el estrés post-traumático que generan las situaciones de abuso.

Mientras tanto, la defensa de Biasotti, a cargo del abogado Marcelo Parrilli, asegura que es “inocente” y que “presentará todas las pruebas”.

Ricardo Biasotti, en una foto actual.
Ricardo Biasotti, en una foto actual.

A mediados de octubre, Biasotti y Andrea del Boca tuvieron una audiencia de conciliación por la demanda por daños y perjuicios que el empresario le había iniciado a su ex pareja en 2006. Ese día, se vieron las caras por primera vez en más de una década. Pero cuando estaban cerca de llegar a un entendimiento, Biasotti habría puesto una condición para retirar su demanda: que Anna no lo denunciara por abuso sexual. Así lo indicó el propio Juan Pablo Fioribello, abogado de la actriz. "Nos pidió que la convenciéramos. Yo no tengo poder sobre lo que va a hacer la hija (de Andrea), quien ya declaró públicamente haber sido abusada psicológica y sexualmente. Es algo aberrante”.

Para la atención de víctimas de abuso sexual, grooming y explotación sexual de niñas, niños y adolescentes, la línea nacional es 0800-222-1717. Funciona las 24hs., los 365 días del año en todo el país.

Línea 137: atiende víctimas de violencia familiar y sexual, las 24 hs., los 365 días del año en CABA, Chaco, Misiones y Chubut. Brinda atención y acompañamiento a víctimas de violencia familiar y sexual, para orientarlas y acompañarlas para el efectivo acceso a la justicia

SEGUÍ LEYENDO: