Una simple rutina diaria de higiene puede salvar millones de vidas

Las manos son un fuente común de gérmenes por lo que su cuidado de limpieza es fundamental. En el mundo muere por minuto un niño a causa de diarrea por lo que se busca la concientización acerca de este cotidiano hábito. Cómo debe ser el lavado correcto

La higiene de las manos es la base de todas las intervenciones (iStock)
La higiene de las manos es la base de todas las intervenciones (iStock)

Lo que para un niño,un lavado de manos puede ser una simple y cotidiana costumbre diaria, para otros, es algo lejano o hasta desconocido. Un rutina que es fundamental incorporar ya que en el mundo un menor muere de diarrea por minuto.

Este sencillo hábito es mucha veces omitido por adultos y menores. El lavado de manos es la manera más efectiva y económica para prevenir la diarrea, entre otras enfermedades infecciosas y salvar la vida de millones de niños en el planeta.

Según la OMS -Organización Mundial de la Salud- una de las recomendaciones más importantes es  dedicarle al menos 40 segundos. 

(iStock)
(iStock)
El lavado de las manos ayuda a disminuir un 50 % de las enfermedades

El Día Internacional del Lavado de Manos surge a partir de una iniciativa de la OMS, con el fin de inculcar en los niños el sencillo hábito, lo cual puede salvar millones de vidas.

Esta zona del cuerpo es  la principal portadoras de gérmenes que potencia la trasmisión de enfermedades especialmente en los momentos críticos, es decir, después de usar el baño, de compartir espacios públicos donde los cuidados son menores.

Pasos para un correcto lavado de manos:
· Mojar las manos con agua limpia y tibia.

· Aplicar una pequeña cantidad de jabón.

· Frotar las palmas entre sí —fuera del agua—.

· Frotar los dedos y los espacios entre ellos.

·  Las uñas contra las palmas.

·  El dorso de cada mano.

· Enjuagar con agua corriente limpia.

· Sécarla con una toalla o toalla de papel limpias.

LEA MÁS: