Se conocieron nuevos detalles de los detenidos por matar y herir a dos mapuches en Cuesta del Ternero

Uno de ellos era contratista y el otro empleado del campo donde ocurrieron los hechos. Fueron trasladados a Bariloche

La detención de uno de los acusados de matar al mapuche Elías Garay
La detención de uno de los acusados de matar al mapuche Elías Garay

Los únicos sospechosos de haber herido de muerte al mapuche Elías Garay y ocasionado lesiones severas a Gonzalo Cabrera en el paraje Cuesta del Ternero tenían vínculos comerciales con Rolando Rocco, el empresario que tiene una explotación forestal en el predio que el 18 de septiembre fue usurpado por la comunidad Lof Quemquemtreu.

Los detenidos son Diego Ravasio y Martín Cruz Feilberg, quienes admitieron ser amigos y tener relación comercial con la explotación forestal de Cuesta del Ternero. Feilberg reconoció haber estado el domingo pasado en el predio usurpado donde se produjo un “enfrentamiento armado”.

El crimen ocurrió el domingo pasado, después del mediodía, en el campo en litigio que está entre El Bolsón y Bariloche, sobre la ruta provincial.

Los atacantes debieron atravesar un retén policial donde sus nombres quedaron registrados, aunque pudieron continuar debido a que habrían tenido autorización para ingresar a retirar las herramientas que utilizaban para su explotación forestal.

Transitaban, tal como reconoció Cabrera en su declaración ante los agentes fiscales, en el vehículo color Rojo – sería un Fiat Duna – que utilizaba Ravesio habitualmente. Ese auto fue secuestrado este jueves en Esquel, donde fue capturado uno de los sospechosos, y tenía las patentes de otro rodado.

Gonzalo Cabrera, el mapuche herido
Gonzalo Cabrera, el mapuche herido

En el interior del campo se toparon con Garay y Cabrera, quienes les habrían cuestionado su presencia, ya que el campo forma parte de un plan de reivindicación territorial del pueblo mapuche.

Los atacantes efectuaron varios disparos, tres de los cuales lesionaron a los mapuches: Garay recibió un disparo letal y murió desangrado y Cabrera, que recibió dos proyectiles calibre 22, sufrió heridas graves.

Ravasio fue detenido en el barrio Badén 2, situado en la periferia de Esquel, en Chubut. Estaba guarecido en la vivienda de su progenitora y no se resistió ante la presencia de la Policía de Río Negro, que trabajó junto a la fuerza local.

Horas más tarde, al enterarse de la detención de su amigo y que los investigadores sabían en qué vehículo se movilizaba, se entregó Feilberg en la Seccional 1 de Comodoro Rivadavia.

En el primer contacto que mantuvo con los efectivos policiales chubutenses, el empresario forestal admitió haber estado el domingo en Cuesta del Ternero y haber participado de un enfrentamiento armado, dando a entender que los heridos portaban armas de fuego.

Feilberg fue trasladado a Bariloche, donde será sometido junto a Ravasio a una audiencia de formulación de cargos por homicidio.

Hipótesis

El testimonio de Cabrera y los datos que había obtenido la Policía de Río Negro antes del episodio y durante la investigación preliminar, permitieron identificar a los sospechosos. Ahora resta determinar las circunstancias del caso y una de las hipótesis es que los acusados actuaron de manera premeditada.

No obstante, los acusados intentarán demostrar que se produjo un enfrentamiento armado y por ese motivo los referentes de la comunidad mapuche demoraron el ingreso de fiscales y peritos.

Se estima que Garay murió cerca de las 15.30 horas, pero las autoridades policiales recién pudieron tomar contacto con el cuerpo pasada la medianoche debido a que los referentes de la lof Quemquemtreu impedían el ingreso al lugar.

En caso de confirmarse la primera de las hipótesis, el móvil podría estar relacionado a que los involucrados no pueden ejercer su actividad desde la irrupción de los mapuches, a mediados de septiembre.

Rocco, el empresario forestal que explota forestalmente el sitio a partir de una concesión otorgada por la provincia de Río Negro, se excusó de realizar declaraciones a Infobae por no contar con información del caso. “Me entero todo por los medios”, admitió.

“No sabemos nada, por fuera de lo que se dice”, dijo y se excusó de responder sobre el vínculo comercial que lo une con los principales sospechosos del homicidio.

TE PUEDE INTERESAR