Vacunatorio VIP: por qué Carla Vizzotti no se aplicó la Sputnik V

La ministra es una de las funcionarias nacionales que no fueron inmunizadas. La explicación que trascendió desde el Gobierno

La ministra Carla Vizzott estuvo anoche en Ezeiza para recibir el cargamento de 900.000 dosis de la vacuna china
La ministra Carla Vizzott estuvo anoche en Ezeiza para recibir el cargamento de 900.000 dosis de la vacuna china

La flamante ministra de Salud, Carla Vizzotti, quien hoy confirmó que se contagió de coronavirus, es una de las pocas autoridades del Ministerio de Salud que no recibieron la vacuna Sputnik V y que no figuró en el listado de 70 personas del denominado “Vacunatorio VIP”, el esquema paralelo que funcionó en la sede de la cartera sanitaria para inmunizar a integrantes del Ejecutivo y “familiares y amigos del poder”.

Vizzotti no se vacunó como sí lo hicieron, entre otros, su predecesor en el cargo, Ginés González García, desplazado por el escándalo de la vacunación irregular la semana pasada, y la mayor parte de los funcionarios del Ministerio de Salud. Fuentes de Gobierno revelaron a Infobae que no se inoculó “por decisión propia ante la escasez de vacunas”, cuando se aplicaron las primeras dosis a funcionarios nacionales, y luego, cuando llegaron los siguientes cargamentos, porque estaba tomando una medicación con corticoides que está contraindicada para combinarla con la vacuna rusa.

Esta tarde, la ministra Vizzotti, contó que se contagió coronavirus y permanecerá aislada. Lo confirmó a través de un mensaje en su cuenta de Twitter. “Quiero contarles que me realicé un hisopado como parte del procedimiento requerido para ingresar al Congreso el próximo 1 de marzo y me informaron el resultado positivo. Por lo tanto, voy a estar aislada en los próximos días, siguiendo el protocolo establecido”, contó la funcionaria.


El ministro Ginés González García es uno de los funcionarios nacionales que se vacunaron
El ministro Ginés González García es uno de los funcionarios nacionales que se vacunaron

Al igual que el resto de los ministros y secretarios del Gabinete, Vizzotti se testeó hoy por disposición del jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, como requisito para asistir a la Asamblea Legislativa. El hisopado se realizó a las 15, y dos horas después se conoció que el resultado había dado positivo.

Cafiero también deberá aislarse. Aunque no está contagiado, fue contacto estrecho de Vizzotti, ya que ambos habían estado juntos, anoche, en el auto que los trasladó a Ezeiza a recibir las primeras dosis de la vacuna china. Según se informó, ni el presidente Alberto Fernández ni su comitiva estuvieron en contacto con la flamante ministra, por lo que podrán continuar con su agenda de manera normal.

Tres días después de que estalló el escándalo por el Vacunatorio VIP, el gobierno nacional publicó una lista con las personas que fueron vacunadas por sus cargos, de manera oculta, o de manera discrecional, cuando todavía no se habían delineado los detalles de las características que debe tener una persona para que sea considerada “personal esencial”.

De la lista se desprende que la mayor parte de los ministros y secretarios nacionales, como Vizzotti, no fueron vacunados. Según pudo reconstruir Infobae, el grueso de los ministros no se vacunó para respetar el esquema de grupos prioritarios que estableció el Ministerio de Salud, donde el personal de salud y los adultos mayores se encontraban en primer lugar.

Las 70 personas que sí se vacunaron son dirigentes políticos, asesores de comunicación o económicos, un expresidente y su familia, periodistas y dos ex gobernadores, entre otros. Así, además de Ginés González García se vacunaron el ministro de Economía, Martín Guzmán, el secretario de Comunicación, Juan Pablo Biondi; el subsecretario de la misma área, Marcelo Martín; el secretario de la Presidencia, Julio Vitobello; el canciller Felipe Solá; el fotógrafo presidencial Esteban Collazo; el secretario privado del Presidente, Nicolás Ritacco; el expresidente Eduardo Duhalde, su esposa Hilda González; y sus hijas Juliana y María Eva, entre otros. El presidente Alberto Fernández y el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, se habían vacunado en enero en público, para demostrar que la vacuna rusa era segura y confiable.

Seguí leyendo:



Últimas Noticias

MAS NOTICIAS