Tensión y toma de la sede del SOEME en Capital


Medio centenar de gremialistas encapuchados y con palos tomaron este mediodía la sede central del sindicado del Sindicato de Obreros y Empleados de Minoridad y Educación (SOEME), ubicado en la calle Salta al 500, en el centro de la Ciudad de Buenos Aires. Desconocen a las nuevas autoridades tras el fin de la intervención judicial.

Los empleados del sindicato denunciaron que los violentos responden a Marcelo Balcedo, ex secretario general del SOEME, detenido en Uruguay –con prisión domiciliaria– en el marco de una causa que investiga los delitos de evasión impositiva y lavado de dinero.

Encapuchados tomaron la sede del SOEME en Salta al 500
Encapuchados tomaron la sede del SOEME en Salta al 500

Los empleados que estaban trabajando en el momento de la toma denunciaron que provocaron destrozos, robaron efectos personales y que entre los violentos hay barrabravas de clubes.

En diciembre del año pasado, y tras 22 meses de intervención, la justicia le devolvió el gremio a sus afiliados. Tras la decisión del juez federal Ernesto Kreplak, que movilizó la causa que tiene contra las rejas a Balcedo (por el vaciamiento del sindicato), Adrián De Marco tomó la conducción del SOEME.

Gente de la conducción anterior tomó de manera violenta el sindicato. Hubo empujones con otros compañeros pero intervino la Policía y se fueron. Creo que hubo un detenido”, comentó una empleada a los medios desde la puerta de la sede.

Los empleados del SOEME denuncias que los violentos provocaron destrozos y les robaron efectos personales


Luego de la toma, De Marco improvisó una conferencia de prensa en la puerta de las oficinas del sindicato. Reveló que “unas 30 personas tomaron el edificio y sacaron a los empujones a los empleados. Les robaron carteras y rompieron todo. Estamos viendo si falta dinero en la caja chica”.

Hicimos la denuncia y ahora la vamos a ampliar porque las personas que ingresaron son del secretariado anterior, son de la comisión directiva de Balcedo”, agregó.

Los sindicalistas que responden a Balcedo se oponen a la conducción de De Marco, quien ganó las elecciones en agosto de 2019, aunque el Ministerio de Trabajo lo desconoce.

En este sentido, De Marco explicó que el juez Kreplak los habilitó a tomar posesión del sindicato después de las elecciones del años paso. “Se presentó el expediente en el Ministerio de Trabajo pero está en demora con todas las certificaciones provisorias y definitivas de las autoridades. Hay 800 sindicatos que están igual que nosotros”, concluyó.

Seguí leyendo: