Mauricio Macri y Jair Bolsonaro
Mauricio Macri y Jair Bolsonaro

El Gobierno enviará en los próximos días un total de 700 efectivos de las fuerzas de seguridad y del Ejército para ayudar a Brasil y a Bolivia en la mitigación de los focos de incendio que existen en el Amazonas desde hace varias semanas.

Así lo definió hoy el presidente Mauricio Macri durante una reunión que mantuvo en la Casa Rosada con los ministros que conforman la Mesa de Seguridad Nacional. Según explicaron a Infobae fuentes calificadas del Gobierno, la intención es enviar 200 brigadistas especializados en mitigación de incendios a Brasil y 100 más a Bolivia. En tanto, se enviarán a Brasil 400 efectivos del Ejército para trabajar en lo que se denomina "zonas de tapadera" de los incendios.

A la vez, se definió que el Ejército enviará dos helicópteros y dos aviones Hércules para la zona de los incendios además de motoniveladoras, palas y excavadoras.

Los ministros de Defensa, Oscar Aguad; de Seguridad, Patricia Bullrich; de Relaciones Exteriores, Jorge Faurie; el jefe de la AFI, Gustavo Arribas; y el secretario de Asuntos Estratégicos, Fulvio Pompeo, se reunieron esta tarde con Macri para definir el plan de acción de ayuda a Brasil y Bolivia para frenar los focos de incendio en el Amazonas.

Los 300 brigadistas que enviará el Ministerio de Seguridad a Bolivia y Brasil están especializados en mitigar incendios y se estaba coordinando esta tarde con las autoridades de Brasil en qué lugares se necesita más ayuda.

En tanto, los 400 uniformados del Ejército que irán a Brasil estarán a cargo de las tareas de "tapadera" para organizar la logística en aquellos lugares que se consideran "objetivos estratégicos" como rutas, centrales eléctricas o fábricas que puedan estar amenazadas por los focos de incendio.

Los incendios en la selva del Amazonas cumplen ya 19 días (Foto: Reuters)
Los incendios en la selva del Amazonas cumplen ya 19 días (Foto: Reuters)

La idea del gobierno de Macri es atender todo lo que se pueda a Brasil y Bolivia para frenar y apagar los incendios.

Brasil desplegó este domingo dos aviones Hércules C-130 en un vasto operativo militar para apagar los incendios que devoran partes del  Amazonas, mientras se anuncian nuevas protestas contra el presidente Jair Bolsonaro por su gestión ante los peores incendios en años en la mayor selva tropical del mundo.

Entre el viernes y el sábado se declararon 1.130 nuevos incendios, según el Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales (INPE) de Brasil. La mayoría tienen lugar en la cuenca del río Amazonas.

Seguí leyendo: