Isidro Bounine continuará detenido (Foto: Maximiliano Luna)
Isidro Bounine continuará detenido (Foto: Maximiliano Luna)

Isidro Bounine, el ex secretario de la ex presidente Cristina Kirchner, seguirá preso por la causa de los cuadernos. Así lo resolvió la Cámara Federal, que rechazó el pedido de excarcelación del ex asesor, procesado en el capítulo del dinero de lavado de dinero de Daniel Muñoz, indicaron a Infobae fuentes judiciales.

"La libertad del imputado podría poner en serio riesgo la investigación y recolección de prueba" en la búsqueda del dinero.  Implica "un riesgo procesal suficiente al momento que por el momento justifica mantener la detención", afirmaron los jueces Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi, de la Sala I de la Cámara.

El fallo recordó que el 8 de febrero pasado Bounine fue procesado con prisión preventiva como coautor penalmente responsable de lavado de dinero y embargado en $1.500.000. Y también señalaron que el juzgado y la fiscalía se encuentran haciendo "diligencias urgentes y vitales para la investigación" para recuperar el dinero.

"Se trata de una compleja investigación cuyo alcance no puede aún limitarse, provocando la fundamental necesidad de extremar en este momento los recaudos para evitar toda situación que pueda entorpecer. Además de ello, no podemos dejar de soslayar a los efectos de resolver esta incidencia que el objeto fáctico de estas actuaciones, fundamentalmente, se enmarca en la posible realización por parte de los imputados de llevar a cabo numerosas transacciones comerciales, destacándose la constitución de empresas y las compras de inmuebles para colocar en circulación en circulación en el mercado grandes cantidades de dinero presumiblememente proveniente de un delito con el fin de aparentar un origen lícito", escribieron los jueces.

El pedido de prisión domiciliaria para Gerardo Ferreyra

Gerardo Ferreyra quiere ser beneficiado con prisión domiciliaria (Adrian Escandar)
Gerardo Ferreyra quiere ser beneficiado con prisión domiciliaria (Adrian Escandar)

En otro fallo, la Cámara Federal instó a realizar un informe de salud sobre Gerardo Ferreyra, el ex directivo de Electroingeniería que está preso desde principios de agosto del 2018 por la causa de los cuadernos.

Ferreyra, de 68 años, fue el único empresario que quedó detenido por ser considerado miembro de la asociación ilícita que -se sostuvo- comandó Cristina Kirchner para recaudar coimas con los negocios del Ministerio de Planificación. El empresario que estuvo preso en los 70 junto a Carlos Zannini y fue muy cercano a Néstor Kirchner rechazó la idea de convertirse en arrepentido, a diferencia de otros hombres de negocios.

Ayer Ferreyra volvió a Comodoro Py 2002 para declarar en una causa derivada de los cuadernos: la que investiga la cartelización de la obra pública. Uno de sus socios, Osvaldo Acosta, quedó detenido tras ser indagado.

Preso en la cárcel de Marcos Paz, la defensa de Ferreyra solicitó que el imputado cumpla prisión domiciliaria en razones de su edad y su estado de salud. Bonaio había rechazado esa solicitud, pero ahora la Cámara Federal señaló que resulta "dirimente para resolver esta cuestión contar con una pericia oficial en la cual el Cuerpo Médico Forense de la Justicia Nacional" que deberá evaluar "si existió un deterioro físico desde el ingreso a la unidad de detención hasta la actualidad", indicó la resolución a la que accedió Infobae.

En ese sentido, el fallo instó a Bonadio a que efectúe "el correspondiente informe médico y lleve a cabo un nuevo análisis del presente pedido de detención domiciliaria, valorando además las constancias obrantes en el correspondiente legajo de salud".