El banco de inversión considera que las últimas medidas “deberían reducir las preocupaciones sobre financiamiento”
El banco de inversión considera que las últimas medidas “deberían reducir las preocupaciones sobre financiamiento”

Un reporte de la banca de inversión Morgan Stanley hizo foco en la economía de Argentina y la estrategia frente a "un nuevo juego de política macro" en el país, que "puede ayudar a restaurar la confianza incluso si los riesgos permanecen".

"Aún, con la mayor parte de los activos todavía baratos, incluyendo el peso argentino, esperamos que sigan su recuperación", acotó el informe al que tuvo acceso Infobae.

La banca inversora norteamericana definió su apuesta por los bonos y acciones argentinos a largo plazo. Entre las compañías locales, manifestó   su preferencia por las acciones ordinarias de Grupo Galicia y Pampa Energía.

Morgan Stanley observó que "un ajuste fiscal más rápido y un paquete (de ayuda del FMI) más grande deberían reducir las preocupaciones sobre financiamiento", en coincidencia con una política contractiva, como la ejecutada con altas tasas de interés, que "debería ayudar a reducir expectativas de inflación".

Pensamos que el tiempo de entrar en activos argentinos finalmente ha llegado

También advirtió que el Banco Central limitó su intervención en el mercado cambiario para controlar el precio del dólar en la economía doméstica, pero no lo considera un "riesgo", pues el intento de acotar la volatilidad cambiaria "podría obstaculizar la eficacia" de un aconsejable "ancla" inflacionaria a través de los agregados monetarios.

Morgan Stanley advirtió que la magnitud del "sacrificio en términos de crecimiento" al que renuncia la Argentina con políticas ortodoxas, como el ajuste fiscal para llegar al déficit cero, "podría afectar negativamente la dinámica social y política".

En cuanto a la estrategia inversora, Morgan Stanley precisó que "después de más de un año de recomendar la prudencia hacia los activos locales y ante la debilidad del peso argentino, realmente pensamos que el tiempo de entrar en activos argentinos finalmente ha llegado".

La banca de inversión estimó que las altas tarifas en términos reales van a continuar por un plazo más largo, mientras la valuación del peso  finalmente alcanzó un nivel apto para revertir el desequilibrio externo.

Un ajuste fiscal más rápido y un paquete de ayuda del FMI más grande reducen la preocupación por el financiamiento

Morgan Stanley enfatizó "el pleno apoyo del FMI" y la depuración de precios de las acciones y bonos en 2018 que hacen convincente la estrategia de comprar activos argentinos para integrar las carteras de inversión extranjeras. En el mismo sentido, ve muy lejos la posibilidad de un default de deuda soberana en las actuales condiciones.

"Esperamos que la curva de rendimientos de los bonos argentinos continúe comprimiéndose y mantenga nuestra percepción favorable sobre Argentina", expresó. Aunque hubo un deterioro de la solvencia de Argentina por la recesión y la corrida cambiaria, la cobertura de los vencimientos de deuda pública hasta 2020, por el acuerdo con el Fondo, y el importante monto de deuda renegociable por estar en manos de organismos públicos, "proporciona una compensación parcial", agregó el análisis.