La “dulce” inversión de Warren Buffet que le generó una ganancia millonaria en las últimas décadas

Más allá de sus tradicionales apuestas, el fundador de Berkshire Hathaway obtuvo grandes frutos por la compra de una pequeña empresa que realizó en 1972

 Warren Buffet
Warren Buffet

El multimillonario Warren Buffett ha invertido en Apple, Coca-Cola, Amazon, Bank of America y otros nombres conocidos. Sin embargo, See’s Candies, un vendedor californiano de cajas de chocolates, es el “negocio soñado” del veterano gurú de las inversiones, según un artículo de Business Insider.

Buffett elogió frecuentemente a See’s desde que lo compró en 1972. Él y su socio inversionista Charlie Munger han “obtenido rendimientos excepcionales y lo han pasado bien”, escribió en su carta de 1991 a los accionistas. “Nos encantaría aumentar nuestro interés económico en See’s, pero no hemos encontrado la manera de aumentar el 100% de la participación”, agregó en su carta de 1994.

El llamado “Sabio de Omaha” elogió los enormes beneficios financieros de See’s, sus modestas necesidades de capital, su personal de calidad y los propios chocolates.

En esta nota, se examinaron cada uno de los aspectos de la empresa. Entre ellos, un rendimiento del 8000%: Probablemente la mayor razón de la “aventura amorosa” de Buffett con See’s Candies es el enorme retorno que ha obtenido de su inversión: 8000% desde 1972. “Hemos invertido 25 millones de dólares y nos ha dado más de 2.000 millones de dólares de ingresos antes de impuestos, más de 2.000 millones de dólares”, sostuvo Buffett en la reunión anual de accionistas de Berkshire en 2019.

See’s pasó de ganar 30 millones de dólares en ingresos anuales y menos de 5 millones de dólares en ingresos -antes del pago de impuestos- cuando Buffett lo compró, a más de 380 millones de dólares en ventas y 80 millones de dólares en beneficios, según las últimas cifras disponibles.

Los líderes de Berkshire Hathaway Chairman Warren Buffett y Charlie Munger
Los líderes de Berkshire Hathaway Chairman Warren Buffett y Charlie Munger

Buffett puede estar muy agradecido por sus miles de millones de See’s, dado que casi se echó atrás en la compra del negocio por unos 5 millones de dólares. “Casi arruiné la compra de See’s”, escribió en su carta de 2007. “El vendedor pedía 30 millones de dólares, y yo me mantuve firme en no superar los 25 millones. Afortunadamente, cedió. De lo contrario, me hubiera negado, y esos 2 mil millones de dólares habrían ido a parar a otra persona”. El veterano ejecutivo destacó frecuentemente a See’s por sus modestas necesidades de capital. La venta de chocolates en efectivo significa que el negocio obtiene ingresos inmediatamente, y un corto ciclo de producción y distribución minimiza el volumen de fondos inmovilizados en el inventario, escribió en su carta de 2007.

See’s sólo requirió 40 millones de dólares en inversiones de Berkshire Hathaway para generar más de 2.000 millones de dólares en beneficios para el conglomerado. Se ha convertido en una “vaca lechera” que proporciona fondos para las otras empresas de Buffett.

Ni Apple, ni Coca Coca Cola: chocolates, la debilidad de Buffet que le generó grandes satisfacciones
Ni Apple, ni Coca Coca Cola: chocolates, la debilidad de Buffet que le generó grandes satisfacciones

“Así como Adán y Eva iniciaron una actividad que llevó a seis mil millones de humanos, See’s ha dado nacimiento a múltiples nuevas corrientes de dinero para nosotros. (El mandato bíblico de “ser fructífero y multiplicarse” es uno que tomamos en serio en Berkshire),” escribió en 2007.

“See’s ha podido así distribuir enormes sumas que han ayudado a Berkshire a comprar otros negocios que, a su vez, han producido ellos mismos grandes beneficios distribuibles. (Imagine la cría de conejos.)”, escribió en 2014. Dos de las principales ventajas competitivas de See’s son su famosa marca y su leal clientela, que facilitan el cobro de más y dificultan que los rivales roben el negocio.

“Cada persona en California tiene algo en mente sobre See’s Candies y abrumadoramente fue favorable”, expresó Buffett a un grupo de estudiantes de la escuela de negocios de la Universidad de Florida en 1998.

“Habían llevado una caja el día de San Valentín a una chica y ella lo había besado... See’s Candies significa ser besado”, añadió. “Si podemos conseguir que en la mente de la gente, podemos aumentar los precios”, indicó.

See’s también disfrutó de una “generalizada reputación favorable con los consumidores basada en innumerables experiencias placenteras que han tenido tanto con el producto como con el personal”, escribió Buffett en su carta de 1983.

La atractiva imagen de marca permite a la empresa basar sus precios de venta en el valor del producto para el cliente, no en el coste de su producción, añadió. No es de extrañar que See’s haya subido sus precios de menos de 2 dólares la libra en 1972 a más de 20 dólares.

Cuando el CEO de Tesla, Elon Musk, criticó la lealtad a la marca como “patético” en una llamada de ganancias en 2018, Buffett respondió. “Elon puede poner las cosas patas arriba en algunas áreas”, dijo en la siguiente reunión anual de accionistas, según Fortune. “No creo que quiera enfrentarse a nosotros con caramelos”.

Buffett ha elogiado con frecuencia a la dirección de See y a los empleados de la tienda. “Charlie y yo pusimos a Chuck Huggins a cargo de See’s unos cinco minutos después de que compráramos la empresa”, escribió en su carta de 1988. “Al revisar su historial, se preguntarán por qué tardamos tanto”.

Huggins, cuyo “amor por el cliente y la marca impregnó la organización”, supervisó un aumento de diez veces en las ganancias durante sus 34 años en la compañía, escribió Buffett en 2005.

“Las tiendas de dulces son divertidas de visitar, pero la mayoría no han sido divertidas para sus dueños”, dijo a los inversores en 1987. “De lo que podemos aprender, prácticamente nadie más que See’s ha obtenido beneficios significativos en los últimos años por el funcionamiento de las tiendas de dulces. Claramente, el récord de Chuck en See’s no se debe a una marea creciente de la industria. Más bien, es una actuación única.”

Mientras que Huggins fue evidentemente instrumental para el éxito de See, su retiro en 2006 no hizo fracasar a la compañía. Su sucesor, Brad Kinstler, estaba “llevando a la compañía a nuevas alturas”, escribió Buffett en 2011. “El personal alegre y servicial es una marca registrada de See’s tanto como el logo de la caja”, escribió en su carta de 1983.

El apetito de Buffett por los chocolates de See’s también puede ser un factor en su afición por la compañía. Los productos de See’s se han vendido en la reunión anual de Berkshire Hathaway durante años. De hecho, los asistentes consumieron más de 13.400 libras de sus productos en 2013.

“Charlie y yo consumiremos cada uno suficiente Coca-Cola, el dulce de leche See y el turrón de maní See para satisfacer las necesidades calóricas semanales de un jugador de la NFL”, prometió Buffett en su carta de 2015, refiriéndose a la siguiente reunión anual. “Hace mucho tiempo descubrimos una verdad fundamental: No hay nada como comer zanahorias y brócoli cuando tienes mucha hambre - y quieres seguir así”, concluyó.

Seguí leyendo:

Últimas Noticias

MAS NOTICIAS
Información provista porInvertir Online