Consumo en Navidad: por trabas a la importación, en el mercado del juguete ganará espacio la producción nacional

Fuentes del sector contaron a Infobae que habrá poco surtido productos, por la falta de insumos en las fábricas afectadas por la cuarentena. Los precios promedian los $900, con subas de hasta 45% en el año

Emmanuel Poletto, presidente de la Cámara Argentina de la industria del Juguete (CAIJ) dijo a Infobae que a causa de la pandemia el sector está teniendo problemas de abastecimiento de insumos, principalmente material plástico y piezas de acero.
Emmanuel Poletto, presidente de la Cámara Argentina de la industria del Juguete (CAIJ) dijo a Infobae que a causa de la pandemia el sector está teniendo problemas de abastecimiento de insumos, principalmente material plástico y piezas de acero.

En un año particular en el que la pandemia de coronavirus y el consecuente aislamiento preventivo deterioraron la actividad económica en general y afectaron el uso de la capacidad instalada de la industria -en abril la actividad económica cayó 26,4%-, representantes del mercado del juguete advirtieron a Infobae que habrá faltante de productos en las góndolas de las jugueterías como consecuencia de las trabas a las importaciones y de la falta de insumos para la fabricación nacional.

A poco más de 15 días para la llegada de la Navidad, los padres tienen garantizada la oferta de juguetes pero no tendrán la variedad que suele haber otros años. No obstante, deberán desembolsar hasta 40% más de dinero que a fines de 2019 para poder comprar juguetes importados –las subas acompañaron el incremento del dólar oficial al que se pactan las importaciones- y un 45% los ofertados por la industria nacional.

Según Damián Di Pace, director de la consultora Focus Market, la categoría juguetes tienen dos perspectivas para las fiestas en materia de precios. Por un lado los juguetes nacionales que aumentan en línea con la inflación y por otro, los importados y con licencia internacional que corren al ritmo del dólar mayorista.

La importación está muy atrasada por el retraso en la emisión de las licencias de importación, se están liberando en forma tardía y ya es difícil llegar a abastecer al comercio (Alejandro Caffaro, presidente de Adeja)

En la actualidad ha crecido la preferencia por los juguetes nacional frente a los importados por una cuestión de precios comparativos, pero además algunas industrias locales han desarrollado en el país símil de productos importados con muy buena calidad”, observó.

En ese contexto, Emmanuel Poletto, presidente de la Cámara Argentina de la industria del Juguete (CAIJ) dijo a Infobae que a causa de la cuarentena extendida por la pandemia el sector está teniendo problemas de abastecimiento de insumos, principalmente material plástico y piezas de acero.

“Es un problema mundial, la industria en la mayoría de los países está con dificultades de abastecimiento. Eso no nos permite utilizar actualmente la totalidad de la capacidad instalada, por lo cual las fábricas de juguetes se están enfocando en producir menor cantidad de modelos, eso puede afectar la variedad de productos, pero más allá de eso las góndolas estarán abastecidas”, aseguró.

“Más allá de las dificultades que provoca la pandemia, hay buena demanda de juegos y juguetes. La temporada de Navidad y Reyes es muy importante para nuestro sector, casi tanto como el Día del Niño”, afirmó.

Alejandro Caffaro, titular de la Asociación Argentina de Empresas de Juguetes y Afines (Aadeja), que agrupa a importadores, conocidas jugueterías y a algunos fabricantes, dijo a Infobae que “hoy no faltan cantidades de juguetes pero si surtidos”
Alejandro Caffaro, titular de la Asociación Argentina de Empresas de Juguetes y Afines (Aadeja), que agrupa a importadores, conocidas jugueterías y a algunos fabricantes, dijo a Infobae que “hoy no faltan cantidades de juguetes pero si surtidos”

Según el empresario, el 2020 fue un año de transición, luego de los altos volúmenes de importación que hubo en el período 2016-2019 donde prácticamente se habían duplicado las importaciones de juguetes en un contexto recesivo.

Con respecto a 2021, dijo que el objetivo de la industria nacional del juguete es recuperar el 51% del market share.

Durante el año se liquidaron los stocks que dejó la recesión iniciada en 2018, con una fuerte participación de productos importados que hacia fines de 2019 explicaban el 70% del mercado argentino del juguete y dejaban a la industria nacional con sólo el 30% de participación”, remarcó Poletto.

Más allá de las dificultades que provoca la pandemia, hay buena demanda de juegos y juguetes (Emmanuel Poletto, presidente de CAIJ)

Por su parte, Alejandro Caffaro, presidente de la Asociación Argentina de Empresas de Juguetes y Afines (Aadeja), que agrupa a importadores, conocidas jugueterías y a algunos fabricantes, dijo a Infobae que “hoy no faltan cantidades, pero si surtidos”.

La importación está muy atrasada por el retraso en la emisión de las licencias de importación (SIMI), se están liberando en forma tardía y ya es difícil llegar a abastecer al comercio”, destacó.

Y añadió: “En cuanto a lo nacional, la industria hace grandes esfuerzos para cumplir con los pedidos pero hay retrasos importantes por la falta de materia prima y por meses parados a raíz de la pandemia y después cuando se arrancó con menos personal por gente que es de riesgo y por qué muchos rotan turnos para no tener que cerrar ante la aparición de caos”.

Precios y juguetes más buscados

Los precios de los juguetes nacionales para estas fiestas comienzan a partir de los $250, mientras que el ticket promedio por juguete ronda los 900 pesos.

“Somos optimistas con respecto a las ventas, hay promociones y planes de financiación con Ahora 12. Los juguetes más buscados en esta época son los denominados de aire libre, como por ejemplo monopatines, hamacas, lanza aguas, pelotas, juegos para playa”, detalló Poletto.

"Los juguetes más buscados en esta época son los denominados de aire libre, como por ejemplo monopatines, hamacas, lanza aguas, pelotas, juegos para playa" (Reuters)
"Los juguetes más buscados en esta época son los denominados de aire libre, como por ejemplo monopatines, hamacas, lanza aguas, pelotas, juegos para playa" (Reuters)

En tanto, Caffaro destacó que los aumentos de mercadería importada no han sido importantes ya que la importación se mueve a dólar oficial y el mismo acompañó a la inflación y no se disparó como la cotización de los dólares libres.

Somos optimistas con respecto a las ventas, hay promociones y planes de financiación con Ahora 12 (Emmanuel Poletto, preidente de CAIJ)

“En consecuencia, no hubo grandes aumentos. En la mercadería nacional las subas han acompañado a la inflación y en algunos casos por los importantes incrementos en la materia prima, incluso en dólares, se han encarecido un poco más”, destacó.

Con respecto a la demanda, dijo que los juguetes más buscados son: prescolar: “Paw patrol y Peppa Pig”; Niños: “figuras acción de DC Comics, Roblox y Pelotas de fútbol”; Niñas: “Pin y Pon, Bellies, Cry Babies y Muñeca Paloma”; Juegos de Mesa: “Monopoly, Juego de la Vida y Rompecabezas”. Y fuera de esas categorías se destacan los monopatines.

La demanda par estas fiestas viene muy bien, clásicamente Navidad representa el 60% de las ventas del año y siempre la gente compra a último momento esperando las mejores promociones, de ahí que la última semana sea tan caótica. Espero que la gente este año adelante las compras para evitar aglomeraciones por el covid-19”, destacó Caffaro.

Inquieta el contrabando

Advirtió el empresario que está entrando al país mucha mercadería de contrabando. “Eso es complicado más allá de que es un delito. Es complicado para los chicos porque no tienen los test de seguridad que dan cuenta de que la mercadería es segura. Para identificar una mercadería que es legal tiene que tener la etiqueta del importador y la estampilla. Si no la tiene, quiere decir que no entró de forma legal”, concluyó.

En tanto, Poletto dijo que la temporada de Navidad y Reyes es muy importante para el sector, casi tanto como el Día del Niño.

“Durante el año se liquidaron los stocks que dejó la recesión iniciada en 2018, con una fuerte participación de productos importados que hacia fines de 2019 explicaban el 70% del mercado argentino del juguete y dejaban a la industria nacional con sólo el 30% de participación. El 2020 es un año de transición, luego de los altos volúmenes de importación que hubo en el período 2016-2019 donde prácticamente se habían duplicado, en un contexto recesivo”, analizó.

Seguí leyendo:

COTIZACIÓN PRINCIPALES MONEDAS