El gran espectáculo organizado para la ceremonia inaugural de Lima 2019 (REUTERS)
El gran espectáculo organizado para la ceremonia inaugural de Lima 2019 (REUTERS)

Medallistas olímpicos y atletas sin vitrinas; con palos, pelota o arco y flecha; seguidos por un público masivo, o por un puñado. Todos se dan cita en Lima, que desde este viernes se convirtió en la capital del deporte panamericano como sede de la competencia más grande del continente.

La cuenta regresiva que evocará desde el primero de los Juegos Panamericanos en Buenos Aires en 1951 hasta la XVIII edición en la capital peruana llegó a cero cuando comenzó la ceremonia inaugural.

(El paso de la delegación argentina por la ceremonia de apertura)

La fiesta, colmada por unas 50.000 personas, dio inicio formal a la competencia que se desarrollará hasta el 11 de agosto, con 21 deportes que otorgan cupos a los Juegos Olímpicos de Tokio-2020.

Atletismo, fútbol, natación, boxeo y el resto de las 61 disciplinas de estos Juegos Panamericanos estuvieron representadas este viernes por artistas y bailarines en el campo de juego, entre otras coreografías que recorrieron las tradiciones del país y sus expresiones contemporáneas.

(REUTERS)
(REUTERS)

Esa fusión demandó al director creativo Francisco Negrín viajar por más de un año por los rincones del país. "Es una gran responsabilidad contar el Perú no solo al mundo, sino a los propios peruanos", dijo Negrín, quien formó para el diseño de las cuatro ceremonias (incluyendo las de los Juegos Parapanamericanos) un equipo con historiadores, coreógrafos, músicos y otros.

Detrás del espectáculo estuvo la productora italiana Balich Worldwide Shows, responsable de numerosos eventos similares, como en Rio de Janeiro-2016 o Turín-2006. La escala no es despreciable: se esperaba que la ceremonia inaugural de la tercera competencia multideportiva más grande del mundo tuviese unos 400 millones de telespectadores.

Unos 1.700 artistas en escena protagonizaron un "diálogo" entre las civilizaciones prehispánicas y el presente, en una representación presidida por la escenografía de los picos del Nevado de Pariacaca, ubicado en los Andes Centrales.

(AFP)
(AFP)

Una ofrenda a la Pacha Mama observada por mochileros que se toman selfis; alusiones a la reconocida gastronomía y tejidos locales, así como a la costa, la sierra y la selva, se mezclaron en el acto de apertura en el que sonó tanto la melodía de "El cóndor pasa" como "Despacito", de Luis Fonsi.

Asistió el presidente peruano, Martín Vizcarra, entre otras autoridades; el responsable de Panam Sports (Odepa), el chileno Neven Ilic, y el presidente del Comité Olímpico Internacional, Thomas Bach, quien visitó la Villa Panamericana en la mañana del viernes.

Con información de AFP

SEGUÍ LEYENDO: