La jugada en la que el defensor se quedó afuera del partido

La acción sucedió a los 31 minutos del primer tiempo del duelo de ida de los octavos de final de la Copa Libertadores entre River y Cruzeiro: Javier Pinola peleó una pelota a puro roce con Pedro Rocha, usando los codos. Cuando la puja llegó junto al lateral en el que están los bancos de suplentes, el defensor, de 36 años, cayó al césped, tomándose el músculo posterior de la pierna derecha. El ex Platense, Racing y Rosario Central intentó continuar, pero Marcelo Gallardo, intuitivamente, enseguida mandó a que el defensor Robert Rojas acelerara los movimientos precompetitivos. Dos minutos después, el paraguayo reemplazó al capitán.

La preocupación ganó espacio en River, a la espera del diagnóstico de la lesión del defensor, pieza clave en el armado del "Muñeco". El parte oficial apuntó una "molestia muscular en el isquiotibial derecho".

El sábado, el "Millonario" visitará a Argentinos, por la primera fecha de la Superliga, y el martes 30, en Belo Horizonte, disputará el duelo de vuelta ante Cruzeiro; a todas luces, se trata de un momento sensible para perder a un titular indiscutido como Pinola.

El conjunto de Núñez, además, recién recuperó a Lucas Pratto: el delantero ingresó en el segundo tiempo, luego de la rehabilitación de su fisura en su sacro que le demandó toda la pretemporada. Además, aguarda por la puesta a punto de Ignacio Scocco, ya repuesto de la sucesión de lesiones musculares.

Justamente, Gallardo busca reforzar la defensa, donde sufrió la lesión de Pinola. Su anhelo es incorporar al chileno Paulo Díaz, de 24 ños, con pasado en San Lorenzo. El polifuncional pertenece al Al Ahli de Arabia Saudita y el "Millonario" realizó varias ofertas. En las últimas horas, recibió un guiño para sumarlo: el dueño de su ficha no lo sumó a la lista de la Champions League asiática.

El momento en el que Pinola fue reemplazado por Rojas (Foto: REUTERS/Agustin Marcarian)
El momento en el que Pinola fue reemplazado por Rojas (Foto: REUTERS/Agustin Marcarian)

SEGUÍ LEYENDO: