La Recopa Sudamericana entre Atlético Paranaense y River contó con un condimento extra otorgado por el VAR. A falta de diez minutos, Wilmar Roldán a instancias de la tecnología sancionó con tarjeta roja directa una falta cometida por Milton Casco sobre Roni.

El árbitro colombiano no cobró penal por una milésima de segundo, ya que la pelota no se había puesto en juego cuando el defensor "millonario" agredió con un golpe en el rostro de una de las figuras el duelo de vuelta.

El árbitro colombiano Wilmar Roldán le muestra una tarjeta roja al jugador de River Milton Casco durante la primera final de la Recopa Sudamericana 2019 contra el Atlético Paranaense de Brasil en el estadio Arena da Baixada, en Curitiba. (Foto por NELSON ALMEIDA / AFP)
El árbitro colombiano Wilmar Roldán le muestra una tarjeta roja al jugador de River Milton Casco durante la primera final de la Recopa Sudamericana 2019 contra el Atlético Paranaense de Brasil en el estadio Arena da Baixada, en Curitiba. (Foto por NELSON ALMEIDA / AFP)

Esta vez, Wilmar Roldán tomó una correcta decisión. Vale recordar que el colombiano no trae buenos recuerdos para River tras el polémico encuentro que dirigió en la eliminación frente a Lanús en la Fortaleza por las semifinales de la Copa Libertadores 2017.

En aquella oportunidad, sancionó bien un penal de Montiel a favor del "Granate" y a instancias del VAR. Sin embargo, luego no recurrió a la tecnología para cobrar una pena máxima para River por mano de Marcone, tras un enganche de Scocco. Otra acción muy discutida por el "Millonario" fue el golpe de Román Martínez sobre Ariel Rojas.

Este año, Roldán dirigió a River en el empate 1 a 1 ante Alianza Lima en Perú, por el primer juego de la fase de grupos de la Copa Libertadores.

Wilmar Roldán recurrió al VAR y expulsó correctamente a Milton Casco por un golpe sobre Roni (REUTERS)
Wilmar Roldán recurrió al VAR y expulsó correctamente a Milton Casco por un golpe sobre Roni (REUTERS)

River perdió en su visita a Curitiba por 1 a 0 por el gol de Marco Ruben a los 25 minutos del primer tiempo. La revancha será el próximo jueves 30, en el estadio Monumental a partir de las 21:30. Vale recordar que en esta final no habrá ventaja por el gol de visitante y en caso de igualdad en el global, se disputarán dos tiempos suplementarios y de persistir el empate, penales.

El equipo de Marcelo Gallardo sufrió el partido en el estadio Arena do Baixada de Curitiba, que cuenta con la particularidad de que la superficie es con césped sintético.

El "Millonario" se mostró incómodo, no pudo ni supo hacerse patrón del encuentro y padeció las transiciones rápidas del local por las bandas. Sin embargo, pese a haber sido superado, algo extraño en la era Gallardo, solo cayó por un gol y dejó la serie abierta de cara a la revancha de la próxima semana.

SEGUÍ LEYENDO: