El juez de la Corte Suprema, Juan Carlos Maqueda
El juez de la Corte Suprema, Juan Carlos Maqueda

Un ministro de la Corte Suprema en el exterior y en vísperas de cuarentena, el reclamo del Colegio Público de Abogados de la Capital Federal pidiendo decretar la feria judicial en todas las jurisdicciones porteñas y tribunales despoblados. Este es el escenario que se vive por estas horas en el Poder Judicial frente a la pandemia del coronavirus, que ya se cobró 5 mil vidas en el mundo y tiene más de treinta personas infectadas en la Argentina.

Una de ellas podría ser la jueza de ejecución penal de Quilmes Julia Marquez, quien presentaba síntomas compatibles con la enfermedad. La magistrada pidió al hospital Malbran agilizar los resultados. Es que regresó días atrás de un viaje por el exterior y presentó sintomatología compatible con COVID-19.

Por su parte, la Corte Suprema de Justicia de la Nación ordenó crear una comisión para el seguimiento de la situación epidemiológica del Poder Judicial frente al coronavirus, y ratificó que en todos las dependencias se lleven adelante las medidas dispuesta por el Ministerio de Salud con el fin de evitar la propagación de la enfermedad. Por su parte, la Procuración General de la Nación propuso una comisión entre todas las cabezas de la justicia para hacer un seguimiento y estudio en conjunto

Uno de los miembros del máximo tribunal demorará su regreso. Se trata de Juan Carlos Maqueda, quien había estado en enero trabajando durante la feria y se encuentra de licencia por sus vacaciones hasta la semana próxima. Las nuevas medidas de seguridad frente a la pandemia del C-19 lo encontraron en Miami, Estados Unidos.

Ya estaba conversado con sus pares que no retornaría al Palacio de Tribunales hasta abril, para cumplir con la cuarentena que se dispone el Ministerio de Salud para aquellos que volvieron de países en riesgo. Se especulaba con que el decreto de necesidad y urgencia firmado anoche por el presidente Alberto Fernández podría complicar su regreso, pero desde la vocalía de Maqueda desmintieron a Infobae esa posibilidad. Además, la prohibición de vuelos rige para los viajes dede el 17 de marzo.

Hay otros funcionarios de renombre que se aislaron: el camarista de Casación Juan Carlos Gemingnani y el fiscal Carlos Rívolo, quienes no presentaron síntomas pero habian llegado recientemente de Europa.

El juez Ricardo Recondo
El juez Ricardo Recondo

No son los únicos: Juan Pablo Más Vélez, integrante del Consejo de la Magistratura de la Nación, está en cuarentena después de volver de un viaje de París. La misma medida deberá tomar el juez e integrante del Consejo Ricardo Recondo, quien se encuentra en Estados Unidos, revelaron a Infobae fuentes consultadas.

Ayer hubo una reunión de los integrantes del Consejo en la que analizaron comenzar a limitar la cantidad de personas que asisten a las reuniones del organismo, en la que se junta mucha gente. Por ejemplo, el jueves próximo van a realizar una capacitación en género y ya dispusieron que esten solo ellos y los capacitadores.

La presidenta de la Comisión de Selección del Consejo, la diputada Graciela Camaño, tomó una medida preventiva en la reunión de ayer: les pidió a los consejeros que se sienten en una silla de distancia con el otro.

Mientras tanto, con los pasillos de tribunales más despoblados desde el miércoles pasado, los edificios del Poder Judicial comienzan adaptarse al ritmo impuesto por esta pandemia. Hay acrílicos en algunas mesas de entrada o ventanas cerradas. También alcohol en gel y hasta la recomendación de mantener distancia.

Solo se permite dos personas en el mostrador. Por favor. Formar fila afuera”, decía el cartel de la oficina del segundo piso de Comodoro Py, en la secretaria general, donde habitualmente se reciben las denuncias que buscan dirimirse en el fuero porteño. La recomendación encontraba pocos lectores. Entre el cambio de Gobierno, las noticias sobre una reforma judicial, el malestar por los cambios en las jubilaciones, el edificio cambió su ritmo.

Carteles similares se encontraban, no obstante, en otras reparticiones judiciales, como lo de la Seguridad Social y el Trabajo, donde es más común ver transito de personas que en los tribunales de Retiro. “Acá hay más limpieza, alcohol en gel, saludos a distancia... Igualmente estamos hacinados”, comentó a Infobae un juez de tribunal oral.

No tenemos por el momento elementos de higiene”, dijo ayer el juez del Tribunal Oral Federal 3 Fernando Machado Pelloni cuando inició la audiencia por el juicio de “Oil Combustibles”. Sí les pidió a todos que en la medida de lo posible mantengan la distancia.

Infobae supo que algunos tribunales orales dispusieron que haya distancia entre el público que asiste. “Todo depende de la realidad de cada tribunal. No todas las salas de audiencias son iguales. Lo que nosotros hicimos fue sacar asientos para que haya distancia”, explicó un juez.

La Cámara Federal de Casación Penal dispuso que se prioricen medidas tecnológicas, como las videoconferencias, para restringir lo más posible la presencia de gente.

Por otra parte, la Fiscalía General de la ciudad de Buenos Aires, a cargo de Juan Mahiques, adhirió a la cuarentena obligatoria para todo el personal que regrese del exterior. También se suspendieron todas las actividades institucionales que estaban programadas. Además, fuentes del organismo dijeron que el Fiscal General está analizando revocar todas las licencias que habían sido autorizadas para las personas que iban a viajar al exterior.

Mientras tanto, el Colegio Publico de Abogados de la Capital Federal sugirió a la Corte, el Tribunal Superior de Justicia y al Consejo de la Magistratura de la Ciudad que declaren la feria judicial por emergencia sanitaria. Sostienen que los edificios de tribunales son zona de “altísimo riesgo” y pidieron que se suspendan los plazos y tramites (como si fuera enero) al menos durante 15 días para evitar la propagación de la enfermedad.

Plantearon que la declaración de la feria se encontraría con el tenor del decreto de necesidad y urgencia que dispuso el Ejecutivo y las disposiciones de la Corte Suprema. Los pedidos ya se canalizaron por nota a la Corte Suprema, el Tribunal Superior de Justicia porteña y el Consejo de la Magistratura de la Ciudad, confirmó el abogado Jorge Rizzo.

Todos los días los organismos que encabezan la justicia emiten resoluciones para ir actualizando los protocolos -en sintonía con lo que dispone el gobierno nacional- y con nuevas recomendaciones.

El Colegio Público de Abogados de la Capital Federal pidió una feria judicial por el coronavirus (DyN)
El Colegio Público de Abogados de la Capital Federal pidió una feria judicial por el coronavirus (DyN)

Eso hizo hoy la Corte Suprema de Justicia hizo conocer este viernes que dispuso que el Departamento de Medicina Preventiva y Laboral dependiente de la dirección de Recursos Humanos mantenga “informada a esta Corte, a todas las Cámaras Federales y Nacionales, a los Tribunales Orales y demás dependencias del Poder Judicial de la Nación sobre las recomendaciones de prevención establecidas por el Ministerio de Salud y todas las que se dicten en el futuro”.

En ese sentido, se confirmó la aplicación en el ámbito de todo el Poder Judicial las medidas establecidas oficialmente para la "prevencion del coronavirus y otras enfermedades respiratorias y las que en el futuro se dicten en función al carácter dinámico de la situación epidemiológica".

La Corte insistió en la “necesidad de resguardar la salud de los trabajadores del Poder Judicial de la Nación, abogados, auxiliares de la justicia y del público en general que diariamente concurren a las distintas dependencias judiciales”. En ese marco, se creo la comisión de seguimiento y control de la situación epidemiológica en el ámbito del Poder Judicial de la Nación, la cual estará conformada por “el decano del Cuerpo Médico Forense, el director de la Obra Social del Poder Judicial de la Nación y el subdirector general del departamento de Medicina Preventiva y Laboral de la Corte Suprema de Justicia la que reportará a este tribunal”.

Ratificó además lo ya dispueso en una acordada anterior sobre la aplicación de una licencia excepcional con goce de haberes para todos aquellos magistrados funcionarios y empleados que regresen al país de áreas de circulación y transmisión del coronavirus en la forma y en los términos fijados por el Ministerio de Trabajo.

Por su parte, la Procuración General de la Nación, a cargo de los fiscales nacionales y federales, suspendió todos los exámenes presenciales de los concursos para cubrir vacantes y los cursos presenciales. El procurador Eduardo Casal recomendó que se limite el tiempo de la gente en las fiscalías “con el objeto mitigar el impacto sanitario de la pandemia”, sostiene la resolución que dictó hoy.

También pidió que se priorice el uso de medios tecnológicos para el trabajo y propuso crear “una comisión interinstitucional para analizar y coordinar las acciones tendientes a prevenir la propagación de la enfermedad” de la que participen la Defensoría General de la Nación y el Poder Judicial.

Por su parte, la Cámara Federal de Casación Penal puso el foco en las personas detenidas. A través de una acordada, el tribunal pidió que se tomen medidas urgentes para la prevención del coronavirus en las personas detenidas, sobre todo en las población de riesgo. También Casación les pidió a los jueces que le den prioridad a las causas con detenidos en situación de riesgo.