Los partidos históricos de la selección Colombia: el 5-0 a Argentina, el 3-3 contra Chile, el empate contra Alemania y la victoria a Brasil por eliminatorias

El combinado nacional se ha destacado por su calidad y talento. Algunas de las figuras del país han sido protagonistas en grandes encuentros para la historia del fútbol nacional

Guardar

Nuevo

El 5-0 a la selección de Argentina es uno de los más recordados. El más reciente es la victoria histórica a Brasil - crédito Felipe Cubillos / Montaje Infobae
El 5-0 a la selección de Argentina es uno de los más recordados. El más reciente es la victoria histórica a Brasil - crédito Felipe Cubillos / Montaje Infobae

La selección Colombia no es considerada una potencia del fútbol mundial, pero su talento, capacidad individual y colectiva la ha llevado a ser gran una competidora y, en algunas ocasiones, favorita a llevarse títulos que se le han escapado por poco. La calidad no se discute en el combinado nacional y en la memoria del hincha de la selección hay varios partidos.

El combinado nacional no tuvo una buena participación, pero logró empatar con Alemania en un duelo para la historia del país - crédito FCF
El combinado nacional no tuvo una buena participación, pero logró empatar con Alemania en un duelo para la historia del país - crédito FCF

Con la victoria histórica de Colombia 2-1 a Brasil por las eliminatorias rumbo a la copa del mundo del 2026, haremos un breve repaso por otros partidos que quedaron para la retina del país y que han exaltado la bandera tricolor en lo más alto del fútbol mundial. La goleada 5-0 a Argentina, el empate contra Alemania y el 3-3 contra Chile para volver a un mundial, después de 16 años son algunos de los momentos más queridos por los futboleros.

Ahora puede seguirnos en WhatsApp Channel y en Google News.

El 5-0 de Colombia a los argentinos

Desde el pitido inicial, Colombia mostró un rendimiento superior, marcando el ritmo del encuentro con un juego colectivo impecable. Fue Faustino Asprilla quien abrió el marcador, dando un primer aviso de lo que sería una noche estelar para los cafeteros. Su tanto sembró dudas en una selección argentina que se encontraba bajo intensa presión por obtener un resultado positivo en casa.

A medida que avanzaba el reloj, la selección colombiana continuó dominando cada faceta del juego, desmantelando a la albiceleste con cada pase y movimiento sobre el césped. Freddy Rincón concretó el segundo gol, dejando en evidencia la fragilidad defensiva del equipo local.

El combinado nacional jugó contra Argentina en el estadio Monumental de River Plate y le dio una lección de fútbol

La segunda mitad no dio tregua a los argentinos, ya que los cafeteros mantuvieron su ritmo. Adolfo El Tren Valencia y Freddy Rincón volvieron a marcar en el arco de argentina, este último completando un doblete que consolidaba una victoria colombiana cada vez más abultada.

La sorpresa inicial se transformó en consternación para los espectadores locales y en júbilo para los colombianos, cuando Faustino Asprilla anotó una vez más, rubricando el 5-0 definitivo que se inscribiría en los libros de historia.

El resultado no solo selló la clasificación directa de Colombia al mundial de 1994, sino que obligó a Argentina a repensar su enfoque futbolístico y a jugar un repechaje para poder competir en la cita mundialista.

Colombia 3-3 Chile: un grito mundialista

Chile, dirigido por Jorge Sampaoli, tomó la iniciativa al principio del encuentro, sorprendiendo con un gol tempranero que desequilibró al combinado colombiano. La reacción de los locales no se hizo esperar, sin embargo, los intentos por igualar el marcador encontraban una resistencia férrea por parte de la defensa chilena.

Cuando parecía que Colombia empezaba a recuperar el control del esférico, Chile aumentó su ventaja, encontrando las redes por segunda vez y poniendo el duelo cuesta arriba para los cafeteros. La situación pareció complicarse aun más con un tercer tanto que dejaba a Colombia con una montaña por escalar.

Colombia vivía una pesadilla en casa perdiendo por tres goles contra Chile, pero aparecería la fuerza del combinado nacional, encabezada por Falcao para empatar el duelo - crédito X

Desafiando el marcador adverso, la selección colombiana, impulsada por su público y su incansable espíritu combativo, inició una espectacular remontada. El primer gol colombiano insufló esperanzas en las gradas y en el terreno de juego. Este tanto funcionó como un revulsivo y, poco a poco, el juego ofensivo de Colombia comenzó a socavar la hasta entonces sólida defensa chilena.

Falcao García es el máximo goleador histórico de la selección Colombia - crédito FCF
Falcao García es el máximo goleador histórico de la selección Colombia - crédito FCF

Con el reloj en contra, Colombia marcó el segundo gol, fruto de una presión constante y un juego directo que puso a prueba la resistencia chilena. Pese a la fatiga y la tensión, los cafeteros no disminuyeron la intensidad y Falcao se convirtió en la figura después de anotar dos goles para el empate, sumados al de Teófilo Gutiérrez y sellar su pasaporte al Mundial de Brasil 2014, después de 16 años de ausencia.

Colombia 1-1 Alemania: Valderrama y Rincón en modo leyenda

Alemania se adelantó en el marcador, colocando a Colombia en una situación desafiante desde los primeros minutos del juego. No obstante, los colombianos mantuvieron la compostura y siguieron buscando crear oportunidades frente a un rival que demostraba por qué era considerado uno de los equipos más fuertes del mundo.

A medida que el partido avanzaba, Colombia incrementó su presencia en el terreno de juego, haciendo gala de su habilidad para mantener la posesión y distribuir el balón con intención ofensiva. La igualdad llegó cuando menos se esperaba, en una jugada magistral que quedaría inscrita en los anales del fútbol colombiano.

Colombia empató 1-1 contra Alemania en el Mundial de Italia 1990 y fue uno de los grandes partidos para la historia

Freddy Rincón, con una visión de juego que anticipó el desarrollo de la jugada, se posicionó de manera estratégica en el área alemana. Recibiendo un pase milimétrico que descompuso a la zaga rival, Rincón conectó con el balón y lo envió al fondo de la red, batiendo al portero de Alemania y desatando la alegría de los aficionados colombianos.

El gol de Rincón no solo equilibró la balanza en el marcador, sino que también simbolizó el carácter resiliente de una selección que nunca se dio por vencida. El pitido final consolidó el empate a uno, un resultado que dejaba una sensación de orgullo y de haber estado a la altura ante un oponente de renombre mundial.

Guardar

Nuevo