En Android, la implementación de las nuevas versiones del sistema operativo puede tardar en llegar varios meses. (Foto: Pixabay)
En Android, la implementación de las nuevas versiones del sistema operativo puede tardar en llegar varios meses. (Foto: Pixabay)

Google anunció la liberación oficial de Android 10, la actualización más reciente del sistema operativo que traerá una serie de nuevas funcionalidades para los usuarios. No obstante, existe un problema generalizado entre las marcas que pueden hacer uso de él y es que no llegan a todas al mismo tiempo. ¿Cuál es el origen de este problema?

Infobae trató el tema hace unos días cuando citó el estudio "Actualizaciones de software y seguridad: el eslabón perdido para smartphones", realizado por la firma Counterpoint Research, en el cual se menciona cuáles son los fabricantes que liberan más rápido las actualizaciones.

Según el análisis, el fabricante que libera las actualizaciones para sus usuarios primero es Nokia, pues cerca del 96% de sus smartphones vendidos entre marzo de 2018 y 2019 contaban con la última versión de Android, que en aquel momento era el Pie. En segundo lugar se ubicó Samsung, con el 89% de sus dispositivos actualizados y detrás estuvo la china Xiaomi, con el 82%.

El origen de este problema se halla, según una investigación del medio especializado en tecnología The Verge, en el hecho de que Android podría ser entendido como un grupo de código abierto separado de Google, por lo que los desarrolladores pueden realizar modificaciones al sistema operativo con libertad.

De acuerdo con The Verge, una de las razones es que los fabricantes no se esfuerzan ni invierten en realizar el proceso de traspaso de nuevas funciones, especialmente en los teléfonos más antiguos. (Foto: Reuters)
De acuerdo con The Verge, una de las razones es que los fabricantes no se esfuerzan ni invierten en realizar el proceso de traspaso de nuevas funciones, especialmente en los teléfonos más antiguos. (Foto: Reuters)

Algunos aplican cambios que son sencillos de llevar de una versión a otra, pero otros suelen realizar cosas que son mucho más complicadas de hacer migrar. Esto implica que los fabricantes no se esfuercen ni inviertan en realizar el proceso de traspaso de nuevas funciones, especialmente en los teléfonos más antiguos.

La otra razón por la cual todos los dispositivos no reciben de manera uniforme las actualizaciones de Android tiene que ver con el dominio de Google sobre los desarrolladores del sistema operativo, pues la empresa es la que decide cuáles características se incluirán en cada versión, así como controlar gran parte del ecosistema de dispositivos sobre los que opera Android.

De acuerdo con The Verge, la forma en que es posible que Android se actualice de igual forma en todos los teléfonos consiste en que Google sea más estricto respecto a las políticas del sistema operativo que tienen los fabricantes. No obstante, apuntan desde el medio estadounidense, eso "sería un desastre para Google".

A pesar de lo anterior, existen ejemplos donde participan múltiples fabricantes en un mismo ecosistema. Microsoft es uno de ellos, el distintivo de esta compañía se basó en que tuvo una mano más firme respecto a las actualizaciones de Windows Phone. Sin embargo, no resultó favorable para ellos.

¿Por qué los dispositivos Pixel, de Google, recibieron primero la actualización de Android 10?

 

Ayer se anunció la liberación oficial de Android 10 y también fue la fecha en que estuvo disponible para los usuarios con teléfonos Pixel. La razón de que esto fuera así no se debe exclusivamente al hecho de que sean smartphones fabricados por Google, sino a que operan con el sistema operativo Android One.

Los teléfonos Pixel suelen recibir primero las actualizaciones porque cuentan con el sistema Android One, al igual que Nokia. (Foto: Twitter)
Los teléfonos Pixel suelen recibir primero las actualizaciones porque cuentan con el sistema Android One, al igual que Nokia. (Foto: Twitter)

Este sistema no es algo nuevo, los primeros dispositivos que lo implementaban salieron a la venta en 2015, eran de gama baja y debido a su éxito experimentaron un importante crecimiento, el cual influyó en el hecho de que los teléfonos que lo comenzaron a implementar tiempo después eran de gamas medias y altas.

Entre sus principales características están que se trata de un "Android puro", esto quiere decir que ningún fabricante de dispositivos lo puede modificar y tampoco integrar aplicaciones con funcionalidades ya existentes tanto de Google como del propio Android.

Pero el distintivo más importante de los teléfonos con Android One es que las actualizaciones llegan de manera pronta y expedita. Incluso no importa que el modelo del smartphone sea de uno o dos años anteriores a la actualización.

Cabe decir que uno de los principales fabricantes que utilizan Android One es HMD Global, el cual se encarga de desarrollar los nuevos dispositivos Nokia, lo cual explica que esta marca se encuentre en el primer lugar del estudio de Counterpoint Research.