Los videos más impactantes de la primera erupción en 6.000 años de un volcán en Islandia

Ubicado a solo 40 kilómetros de Reikiavik, en la montaña Fagradalsfjall, las autoridades informaron que la actividad generó una fisura de unos 500 metros de largo y un kilómetro cuadrado de lava

La erupción volcánica en Islandia el viernes por la noche


Una erupción volcánica se registró el viernes a unos 40 kilómetros de la capital islandesa, Reykjavik, con una fisura de unos 500 metros de largo y un kilómetro cuadrado de lava, informó la Oficina Meteorológica del país.

El volcán de la montaña Fagradalsfjall había estado inactivo durante 6.000 años y la península de Reykjanes no había visto la erupción de ningún volcán desde el año 1240.

La erupción, que comenzó en Fagradalsfjall, situada en Geldingadalur, se considera pequeña y hay poca actividad eruptiva en la zona, agregó la oficina islandesa en un comunicado publicado en Twitter.

(Gentileza ABC News)


El sitio de la erupción se encuentra en un valle, a unos 4,7 kilómetros tierra adentro desde la costa sur de la península de Reykjanes.

La ciudad costera de Grindavík es la región poblada cerrada al sitio de la erupción, situada aproximadamente a 10 kilómetros al suroeste.

La erupción se vio por primera vez en una cámara web colocada cerca de la montaña y se confirmó en imágenes de satélites térmicos.

El clima en la península es húmedo y ventoso, y se puede ver un brillo anaranjado en las nubes bajas en el horizonte desde Reykjanesbær y Grindavík, agregó el comunicado.

La actividad sísmica en la zona de la intrusión de magma ha sido menor en los últimos días y actualmente no se está produciendo una sismicidad intensa en la región.

(Gentileza RTE News)


El viernes a primera hora se registraron varios terremotos de baja frecuencia en Fagradalsfjall, según la Oficina Meteorológica islandesa.

Actualmente no hay informes de caída de cenizas, aunque se esperan emisiones de gas y piroclasto.

La policía aconsejó a los habitantes que viven al este del volcán que cierren las ventanas y se queden en casa debido al riesgo de contaminación por gas.

Las emisiones de gases de los volcanes, sobre todo el dióxido de azufre, pueden ser elevadas en las inmediaciones de una erupción y constituir un peligro para la salud, llegando incluso a ser mortales.

De acuerdo con los planes de contingencia locales, el código de color de la aviación para la península de Reykjanes se ha elevado a rojo, lo que significa una erupción en curso.

Se han implementado restricciones nacionales adicionales, incluido el cierre de Reykjanesbraut, la carretera principal desde la región de la capital a Reykjanesbær, y el aeropuerto internacional de Keflavík.

(Con información de EFE y AFP)

SEGUIR LEYENDO: