El Kurdistán iraquí propuso a Bagdad "congelar los resultados" del referéndum de independencia

Masud Barzani, presidente del Kurdistán iraquí
Masud Barzani, presidente del Kurdistán iraquí

El Kurdistán iraquí propuso el miércoles "congelar los resultados" de su referéndum para la independencia, que hace un mes abrió una profunda crisis con Bagdad.

Irak pedía la anulación de los resultados de esta consulta popular, en la que el Si ganó con un amplio margen, como condición previa a cualquier negociación.

En retorsión Bagdad se hizo con amplias extensiones de territorio que controlaban los combatientes kurdos, en particular en la provincia de Kirkuk.

En un comunicado publicado durante la noche el gobierno del Kurdistán "propuso al gobierno y a la opinión pública iraquí (…) el congelamiento de los resultados del referéndum (…) y el inicio de un diálogo abierto entre el gobierno del Kurdistán y el gobierno central sobre la base de la constitución".

El texto de tres puntos propone también una "cese el fuego inmediato y un fin a las operaciones militares en el Kurdistán", después de que una treintena de combatientes kurdos, miembros de las fuerzas de gobierno y milicianos paramilitares iraquíes murieran en las operaciones en zonas en disputa, en particular en Kirkuk.

Al perder los inmensos campos de petróleo, el Kurdistán vio como se alejaba cualquier posibilidad de tener un estado viable económicamente, aseguraron los expertos.

(Con información de AFP)

LEA MÁS:

El Kurdistán iraquí: la transformación geopolítica de Medio Oriente